Ser libre y ser rico es posible y está, como nunca, al alcance de nuestra mano.
Bienvenido al éxito y al futuro. Ambos comienzan hoy.
- Robert T. Kiyosaki "Lo mejor de padre rico"

Una alta ejecutiva de Wall Street explica la más importante lección de inversión que aprendió al ver un acuerdo de mil millones de dólares salir mal

Por Rachael Levy | Publicado en Negocios | 24 de julio, 2017

Reibox BlogTodo el mundo comete errores; pero como dice el adagio, a menudo, es lo que aprendes de ellos lo que cuenta.

Business Insider recientemente se sentó con Sandra Horbach, la cabeza de compras en US de la firma de capital privado de 158.000 millones de dólares, Carlyle Group.

Horbach es una de las mujeres más veteranas de la industria, y ha sido descrita como una pionera. Comenzó en la incipiente industria en la década de 1980, apenas salía de la escuela de negocios.

La industria de Horbach suele implicar la compra de empresas, a menudo con dinero prestado, y cambiar las empresas para aumentar su valor hasta un futuro punto de venta.

Horbach y yo tuvimos una amplia conversación en la que describió su mayor error de inversión, y lo que aprendió.

La inversión en cuestión fue una decisión en 2006 de comprar Oriental Trading por mil millones.

De la entrevista (énfasis añadido):

Horbach: Invertimos en una empresa llamada Oriental Trading, que era un negocio muy exitoso que había crecido por 30 años consecutivos. Era un catálogo y vendedor directo de suministros para fiestas, productos de celebración, y servicio para escuelas, profesores, y familias. Estábamos muy entusiasmados con la inversión, y nos asociamos con un antiguo dueño de la compañía para continuar creciendo y construyendo el negocio.

La inversión estuvo funcionando muy bien durante el primer par de años. La empresa se desempeñó muy bien, pero a los dos años de la inversión llegó la gran recesión, y, simultáneamente, la oficina de correos de los Estados Unidos aumentó las tarifas postales de los catálogos en un 20%. Por lo que tuvimos un aumento masivo en los costos del negocio en un momento en el que estábamos entrando en un entorno económico muy negativo.

Debido a eso no logramos devolverles el capital a nuestros inversionistas. Pasamos por una reestructuración. Hoy Warren Buffett es el propietario de la empresa. Sigue siendo un buen negocio, pero no podía soportar la carga de deuda que habíamos puesto en el momento de la adquisición, dado que ambos eventos estaban ocurriendo simultáneamente.

Levy: Esos dos factores parecen un poco impredecibles. Uno la crisis, dos la oficina de correos.

Horbach: Tienes razón. Eran increíblemente impredecibles. Pero ésa es la lección de la inversión. No puedes asumir que una empresa, sólo porque haya sido muy exitosa durante 30 años, y que todavía lo es no pueda estar sujeta a tremendas perturbaciones en el sistema. En esos casos, intenta mantener la flexibilidad para resistir estas tormentas. Pero en algunos casos, en nuestro negocio, eso no es posible. Pero te humilla.

Publicado originalmente en Blog.Reibox.com

Compartir

 

« Anterior:

Siguiente »

Deja tu comentario


Subir »
FB