Ser libre y ser rico es posible y está, como nunca, al alcance de nuestra mano.
Bienvenido al éxito y al futuro. Ambos comienzan hoy.
- Robert T. Kiyosaki "Lo mejor de padre rico"

Relevan las cuatro claves del liderazgo al estilo Steve Jobs

Publicado en Negocios | 24 de agosto, 2017

Steve Jobs¿Qué tienen en común el cofundador de Apple, Steve Jobs, y Mark Zuckerberg, creador de Facebook, además de haber cambiado el ámbito tecnológico con sus innovaciones?

Una característica “cotizada”: fueron capaces de definir escenarios futuros, hechos por ellos mismos y supieron ver qué efecto tendrían sus productos en el mercado, con antelación.

Tal como publica CNNExpansion.com, gurús del management como Peter Drucker y Ken Blanchard coinciden en diversos artículos en que una característica diferencial de los líderes transformadores, respecto a un directivo o profesional “tradicional”, es su enfoque en el cambio.

Según señala el investigador del Institute for Strategic Change, en California, Estados Unidos, Arthur Andersen, este tipo de personas busca “crear visión” y luego trabaja para que sus equipos se orienten a la transformación, no a mantener siempre el orden.

Jobs, por ejemplo, es una figura enigmática, pero si existe un rasgo innegable en él es su visión; es capaz de llevar al mercado plataformas y productos que son el resultado de una anticipación de necesidades, destaca CNNExpansion.com.

Al respecto, el director de Liderazgo Empresarial, en el Tecnológico de Monterrey, campus Santa Fe, Lorenzo Piñón, señala que “mucha gente, según algunas anécdotas empresariales, lo califica de malhumorado, pero revisando (su) historia lo que vemos es un líder apasionado por el producto, pero desde una visión de usuario”.

Hoy, detalla el académico, se vive un nuevo paradigma donde la gente tiene más capacidad de decisión y desea una experiencia de consumo mayor.

“A la par, las personas experimentan la ‘presión’ de tener que diferenciarse si desean una mejor proyección, y es un hecho que no todos los jefes o profesionales llegan a ser líderes; hay quienes sólo serán buenos para gestionar, lo que no implica que delinearán cambios”, añade a CNNExpansion.com la psicóloga industrial Patricia González.

Para ser un empresario con desempeño sobresaliente, existen algunas conductas del gestor de Apple que puede replicar cualquier persona que busque darle un giro a su trayectoria.

En el artículo de CNNExpansion.com, Piñón señala los siguientes puntos:

1. Escucha opiniones.

Jobs realiza sesiones trimestrales donde cada integrante de su equipo debe exponer los problemas y avances que ha tenido en el desarrollo de algún proyecto. Esto, dice el representante del Tec, contradice la parte autocrática que suele criticársele.

Incluso, añade, el empresario estadounidense da conferencias para llenar de “energía” a sus equipos y promueve una cultura de tomar riesgos. “Una vez que él deje la presidencia de Apple, si el equipo es capaz de tener esas místicas, seguirán creciendo”, asegura.

2. Fuera conformidad.

Otro rasgo del creador del iPad es su obsesión por los detalles y es “cero tolerante con la mediocridad”, menciona Piñón.

Pero, agrega, aunque le gusta tener todo bajo control, “Jobs ha aprendido de sus errores y sabe que no puedes tener un producto perfecto”. La meta del líder de la tecnología es hacer “la vida de alguien más elegante y fácil”.

3. Vende sueños.

Jobs sabe bien que los seguidores de Apple no son (sólo) consumidores, son personas con ambiciones y sueños, detalla Gallo en su obra.

Para Carmine Gallo, las tiendas de Apple se han convertido en los mejores vendedores del producto con detalles sencillos, como tener a “expertos” que buscan crear conexiones más emocionales con sus clientes.

4. La “magia” del no.

Jobs señaló en algunas conferencias: “Estoy tan orgulloso de lo que no hacemos como de lo que hacemos”. Él se ha comprometido a crear productos con un diseño simple y ordenado. En el mundo de Apple, la innovación significa eliminar lo innecesario.

“Estamos en un cambio de paradigma en donde, lejos de que las transformaciones se detengan, se van a acelerar. La tecnología digital va a cambiar la forma en que consumimos y nos relacionamos, por lo que el gran reto es crear valor y mantenerse en ese contexto”, concluye Lorenzo Piñón.

Fuente: iprofesional

Compartir

 

« Anterior:

Siguiente »

Deja tu comentario


Subir »
FB