Ser libre y ser rico es posible y está, como nunca, al alcance de nuestra mano.
Bienvenido al éxito y al futuro. Ambos comienzan hoy.
- Robert T. Kiyosaki "Lo mejor de padre rico"

Las cosas que nadie quiere hacer, pero que son necesarias para alcanzar el éxito

Publicado en Interés General | 27 de julio, 2017

éxitoPara nadie es un secreto que el camino al éxito no es fácil, siempre se presentarán obstáculos que desafiarán nuestra capacidad de luchar por lo que queremos. Sacrificios de todo tipo que se deberán evaluar con detalle para saber cuál es el costo beneficio y qué tanto se debe esperar hasta ver un resultado positivo.

Salir de la zona de confort es el primer paso y tal vez uno de los más difíciles para emprender nuestros sueños. El médico e investigador Joos Meyer asegura que cosas como tomar una ducha con agua fría lo empuja a retarse a sí mismo. “Creo que la mejor metodología es que todos los días se fije una tarea un poco incómoda, hacerla e incorporarla como una experiencia a su modelo de normalidad ayudará a ampliar su zona de confort”, explica.

Estas son algunas de las cosas que Business Insider sugiere que son incómodas de realizar, pero que son una manera asertiva de lograr sus objetivos o tener un crecimiento personal.

Cuestionarlo todo

“Lo más incómodo que uno puede hacer es poner en duda todo lo que ya se da por hecho”, escribe Malli Gurram. “Trate de ver el otro lado de la norma”. No quedarse con una sola cara de la moneda. Buscar el por qué, el cómo, el cuándo y el dónde le ampliarán su mirada y le darán más herramientas para sus trabajos.

Ser honesto

Estar con una persona demasiado honesta puede ser una de las cosas más incómodas que puede haber, pero también podría ser de lo más valioso dice Ryan Brown. Andar siempre con la verdad es una gran responsabilidad que pocos deciden asumir, por lo cual implica que desde el principio en una relación laboral o personal exponga su personalidad e intente exponer sutilmente qué le gusta y qué le molesta.

La prudencia y el respeto deberán ir de la mano de la honestidad, pues una cosa es que usted sea sincero y otra cosa es que usted no tenga el más mínimo respeto por las opiniones y acciones de sus compañeros. Recuerde que nadie tiene la verdad absoluta.

Meditar

Se tiende a pensar que esto es puro cuento “chino” y que no sirve para nada. Realmente, la idea es que usted desacelere un poco su rutina, respire y hable con usted mismo en un lugar silencioso, como señala Nathan Hershey, los beneficios pueden incluir la mejora de su capacidad cognitiva, la inteligencia emocional, y la autodisciplina en general.

Madrugar

Aquí tenemos que hacer una aclaración, es muy diferente madrugar porque le toca y otra porque quiere. El objetivo es que usted aprenda a querer el hecho de levantarse muy temprano y vea ventajas como apreciar el silencio de las mañanas o ver como el día le rinde más por iniciar sus actividades desde más temprano. Si por ejemplo usted tiene algún hobby, como leer o hacer ejercicio, intente hacerlos en las primeras horas de su jornada.

Hacer algo creativo

Se ha preguntado qué parte de su día es diferente a todo el resto, cuál es la hora en la que usted piensa algo novedoso.

El miedo al fracaso o simplemente al “qué dirán” frustra su creatividad. Que la pereza o la decepción no sean excusas para que intente algo nuevo y que no necesariamente tiene que ver con manualidades o artes; el innovar en encontrar otra manera de solucionar un dilema puede ser un gran adelanto.

Tener un presupuesto

Llevar un registro de todo lo que gastamos es una tarea aburrida pero necesaria. Esta organización le permitirá saber en qué cosas usted está mal gastando el dinero y en qué puede invertir.

Hacer un voluntariado

Entregarle algo a la sociedad sin esperar nada a cambio es despertar ese ser altruista que todos tenemos en el fondo. Hacer parte de un grupo que ayuda desinteresadamente a personas de escasos recursos le dará una ganancia personal incalculable.

No se trata que solucione todo con donaciones, la importancia del voluntariado es el proceso de inmersión en casos que le tocarán su parte más sensible y le ayudarán a ser más agradecido.

Revisar lo que se está comiendo

Hacer un seguimiento de todos los alimentos que come y todo el ejercicio que hace en un día puede ser un reto; sin embargo, la tecnología puede ser una gran herramienta para ayudarle con esta tarea, por ejemplo la aplicación MyFitnessPal que le dirá qué tan nutritivo será ese almuerzo que está pensando.

Comer Saludable

Puede que suene parecido al anterior ítem, y lo es, pero qué gana usted con ser consciente de que lo que come no le aporta nada bueno a su organismo, sino está haciendo ningún cambio. Usted dirá qué pereza comer solo “pasto” e incluso pensar que es más caro, pero ahora pregúntese: ¿Qué es más caro: la comida orgánica o los costos médicos que le pasarán factura en un futuro no muy lejano?

Hablar en público

Es aterrador enfrentarse a la mirada cuestionadora de un grupo de personas, pero de igual manera esa adrenalina potencializará su valentía y, lo más importante, sus habilidades comunicativas.

Apartarse del celular

¿Cuántas veces ha revisado su celular mientras leyó este artículo? Y no solo eso, cuántas veces lo hace frente a otras personas que demandan su atención. Es hora de una desintoxicación digital y dejar que su mente divague. En vez de escribir un tuit sobre “Estoy aburrido…” Reflexione sobre ese estado y cómo cambiarlo.

Ponerse metas grandes

Ser ambicioso con nuestros sueños sí que cuesta. Miramos solo un poquito más de lo que nos gustaría, porque nos hemos acostumbrado a ser conformistas y pensar que todo tiene trabas insuperables y que es demasiado para nosotros.

La primera trampa es su manera de pensar, si no la cambia, difícilmente despegará. Imagínese siendo la persona exitosa que desea y plante un paso a paso cómo sería ese camino para llegar allá.

Fuente: finanzaspersonales

Compartir

 

« Anterior:

Siguiente »

Deja tu comentario


Subir »
FB