Ser libre y ser rico es posible y está, como nunca, al alcance de nuestra mano.
Bienvenido al éxito y al futuro. Ambos comienzan hoy.
- Robert T. Kiyosaki "Lo mejor de padre rico"

La diferencia entre el freelance y el emprendimiento, y por qué este último es mejor

Por Daniel DiPiazza | Publicado en Educación Financiera | 5 de junio, 2017

Reibox BlogHace unos años, estaba viendo una entrevista a Seth Godin, uno de mis héroes en el mundo de los negocios.

Estaba explicando las diferencias fundamentales entre el emprendimiento y el trabajo autónomo. Me estaba entusiasmando a medida que lo escuchaba.

Así lo explicaba Seth:

A los freelancers se les paga por su trabajo. Si eres un redactor independiente, te pagan cuando trabajas. Los emprendedores usan el dinero de otras personas para construir un negocio más grande que ellos mismos para que se les pueda pagar incluso cuando duermen.

Cuando vi esta entrevista, me estaba rompiendo el culo (y ganando muy buen dinero) como freelancer; PERO siempre me consideré un emprendedor porque tenía una “mentalidad emprendedora.”

“¡No sabe de lo que está hablando! ¡Yo TAMBIEN soy emprendedor!” Me quejé.

Pensaba en un emprendedor (y yo) como un pensador libre. Alguien que creó su propio destino y no sólo aceptaba lo que el mundo le entregó. Pensar en mí como algo, pero no un emprendedor, mientras estaba trabajando tan frenéticamente duro para ganar dinero por mi mismo, mancilló totalmente mi identidad propia.

Pero Seth tenía un punto.

Freelancing es un paso esencial en el viaje del emprendedor. Tienes que aprender a encontrar clientes, hablar con ellos, y conseguir que te paguen. Tienes que desarrollar habilidades e ideas y probarlas en el mercado. Y trabajar como freelance es genial, porque para todos los efectos, puedes comenzar inmediatamente.

La verdad es que casi cualquier cosa puede ganar dinero. Pero primero, tienes que cambiar tu mentalidad. Debes comenzar a ver tus habilidades y experiencias como recursos valiosos y financiables que valgan la pena pagar.

Puedes ayudar a alguien con las habilidades y conocimientos que ya tienes. La manera más fácil de hacer esto es haciéndote freelance.

El freelance cambió mi vida (y yo recomiendo a cualquier persona que quiera dejar su trabajo de 9-5, primero trabajar como freelancer a medio tiempo), pero freelancing es sólo la mitad de camino. Es un puente necesario para alejarte de tu trabajo diario y vivir independientemente. En el otro lado de ese puente está el espíritu emprendedor verdadero.

La diferencia entre el emprendimiento y el freelance se reduce a TIEMPO:

• Los freelancers intercambian tiempo por dinero (aunque mucho más dinero que en un trabajo tradicional)

• Los emprendedores dependen de los sistemas, de la automatización y, eventualmente, de los empleados que trabajan sin su participación directa

La pregunta clave es: “Si me salgo de la ecuación, ¿sigue funcionando el negocio?”

Si la respuesta es “Sí”, entonces eres un emprendedor.

Si puede crear suficiente impulso en tu negocio como para que sigas ganando dinero, independientemente de lo que hagas en el día a día, eres un emprendedor.

Este es el Santo Grial. Aquí es donde quieres terminar.

El plan simple para ganar dinero con un negocio Online

Elige una gran idea de negocio, a continuación, comienza a construir un sitio web que atraiga visitantes.

Aquí tienes un tip rápido para tener una gran idea de negocio: Combina tus ideas/aficiones/habilidades para encontrar algo que te importe y descubre cómo puedes utilizarlo para solucionar el problema de otra persona.

Convierte esos visitantes de tu sitio web en suscriptores leales ofreciéndoles algo gratis a cambio de su dirección de correo electrónico.

Crea contenido gratuito y útil, y pídele a tus visitantes una dirección de correo electrónico a cambio.

Convierte a esos suscriptores en clientes pidiéndoles que te compren vía correo electrónico.

Puedes vender lo que quieras; un producto físico o digital, un curso, un servicio, o incluso coaching. Todo basado en lo que te interesa a ti, y que crees que puede ayudar a tus suscriptores también.

Después de entregar una tonelada de impresionante contenido gratis durante un tiempo (tus entradas de blog, videos de YouTube, o cualquier otra cosa que crees), ahora tienes el “derecho” a vender.

Eso es enorme.

Automatiza.

Una vez que hagas esto durante algún tiempo, puedes automatizar el proceso de ventas. Con un software de marketing por correo electrónico y un embudo básico, tu negocio puede generar miles de dólares al mes sin tu participación.

Bastante impresionante.

¡Bienvenido a Narnia! ¡Estamos felices de tenerte!

Publicado originalmente en Blog.Reibox.com

Compartir

 

« Anterior:

Siguiente »

Deja tu comentario


Subir »
FB