Ser libre y ser rico es posible y está, como nunca, al alcance de nuestra mano.
Bienvenido al éxito y al futuro. Ambos comienzan hoy.
- Robert T. Kiyosaki "Lo mejor de padre rico"

Gestión del cambio: 5 ejemplos de adaptación y una formula secreta de éxito. Parte II

Por Berto López | Publicado en Negocios | 1 de enero, 2018

cambio4. “Con la Web 2.0 y, en particular, la red 2.0, ahora los clientes tienen el poder”

Uno de los ejemplos del poder que el mundo 2.0 da a los usuarios que más me gusta es el caso de Jeff Jarvis contra Dell.

Es un caso apasionante en el que todo empieza cuando Jeff, harto de ser ignorado por la marca en el servicio post-venta, decide publicar su descontento en un blog obteniendo un gran apoyo y seguimiento de la comunidad que se refleja en cientos de comentarios.

A partir de ahí se forma una bola de nieve que te recomiendo que no te pierdas y que acabó por llevar a Dell al extremo de sufrir millones de dólares de pérdidas y una severa caída en la bolsa. Jeff lo cuenta en detalle en su libro “Y Google, ¿Cómo lo haría?”.

Todo un ejemplo de lo caro que te puede salir hoy en día ignorar a tus clientes, especialmente si tu cliente sabe moverse con habilidad en el mundo 2.0…

5. “Casi todos los problemas se pueden convertir en oportunidades de negocio”

Cuando surge una grave crisis o un problema (y no me refiero a una simple incidencia, sino un problema estructural o sistémico), no debería enfocarse con una actitud derrotista de “cómo solucionar el marrón”, sino con la actitud de encontrar la(s) oportunidad(es) que casi siempre esconden ese tipo de problemas.

Es decir, una empresa o un profesional ante la crisis, no debería pensar solamente en opciones cómo comparar más barato a proveedores o despedir gente. Obviamente estas posibilidades hay que analizarlas y muchas veces ejecutarlas, pero uno no debería limitarse a ellas.

La oportunidad de esta situación puede estar en el hecho de que precisamente el ritmo frenético que impone el éxito muchas veces impide ir más allá de la actividad habitual, pero eso mismo hace que el desarrollo y potencial del negocio se limite.

Quizás no te habías planteado en serio la posibilidad de exportar tu producto y cuando lo haces, porque no te queda otra, resulta que descubres que en realidad tu producto tiene un potencial enorme en mercados extranjeros.

Quizás no te habías planteado ampliar tu gama de productos con otros afines y cuando lo haces descubres que van como un tiro, que incluso se parecían sinergias en la venta que hacen que la venta de unos impulsa la venta de otros.

Y quizás tampoco te habías dado cuenta que el nivel de productividad de tu organización y personal es bajo y que con ciertos cambios organizativos y con formación específica orientada a mejorar la productividad eres capaz de aumentar tu capacidad operativa en un 30% con la plantilla y costes.

Un ejemplo sencillo aplicado a nivel personal y que me gusta especialmente (ya lo he citado alguna vez) es el caso de Isabel Llano, también conocida como Isasaweis. Esta chica hace unos años se quedó en paro, pero lejos de resignarse a enviar CVs, se le ocurrió crear un videoblog sobre cocina y belleza que no deja de ser crearte tu propio canal de televisión en “pequeñito”.

Ahora, apenas 3 años después, cuenta con casi 50 millones de reproducciones de sus vídeos (con los correspondientes ingresos por publicidad…) e incluso a le han creado su propio programa en televisión.

Eso es lo que personalmente llamo aprovechar una adversidad para encontrar tu oportunidad. Posiblemente, si no se hubiese quedado en paro en ese momento, jamás habría aprovechado esta oportunidad que la ha llevado a un éxito profesional que juega en otra liga.

Concluyendo

Las tecnologías 2.0 han acelerado sensiblemente el ritmo al que cambian las cosas y eso implica oportunidades y amenazas.

Es más fácil que nunca quedarte obsoleto y sufrir consecuencias graves de ello como la de quedarse fuera del mercado laboral, pero también es más fácil que nunca aprovechar el cambio para tu propio beneficio. Estar en un extremo u otro no es tanto una cuestión de inteligencia o de formación previa (aunque obviamente hay que partir de unos mínimos) como una cuestión de mentalidad y actitud.

6. La fórmula secreta del éxito ante el cambio: MEC (Mueve El Culo)

Cómo cuenta More en el vídeo, después de entrevistar a unos 100 empresarios pudo comprobar que la principal excusa del empresario medio para no innovar es la de “La tecnología no va conmigo”.

Es triste comprobar una vez más cuál es la mentalidad de este país. Resulta además especialmente triste cuando las nuevas tecnologías te lo ponen más fácil que nunca y tienes un gran amigo que se llama Google y que te va a ayudar muchísimo a conseguir lo que necesitas.

Mover el culo significa ponerse a pensar, explorar nuevas posibilidades, buscar nuevas ideas, adquirir nuevos conocimientos que puedas necesitar para poder hacer lo anterior, analizar cómo otros han aplicado estas ideas…

Por suerte, en la red ya está (casi) todo inventado y gracias a Google puedes hacer estas cosas en un tiempo record.

Así que, como también decía More, tú eliges si te quedas en el “esto no va conmigo” o te mantienes al filo de los cambios para encontrar tu oportunidad.

Fuente: manuelgross

Compartir

 

« Anterior:

Siguiente »

Deja tu comentario


Subir »
FB