Ser libre y ser rico es posible y está, como nunca, al alcance de nuestra mano.
Bienvenido al éxito y al futuro. Ambos comienzan hoy.
- Robert T. Kiyosaki "Lo mejor de padre rico"

Emprender después de los 60 años

Por María Marco Carrillo | Publicado en Desarrollo Personal | 13 de abril, 2016

emprender¿Hay una edad límite para ser emprendedor?

Según el informe de la Fundación Ewing Marion Kauffman, The Coming Entrepreneurship Boom, la tasa más alta de emprendimiento durante la última década se ha registrado entre personas con edad comprendida de 55 a 64 años.

Uno de estos emprendedores, William Perin, aporta su experiencia y trayectoria profesional en la revista Forbes, como propietario de dos establecimientos de la franquicia Batteries Plus Bulbs situados en San Rafael, California.

En 2007, a los 61 años, decidió no jubilarse e iniciar su propio negocio en propiedad. Para ello, completó su larga formación (35 años) como especialista en operaciones de Macy’s y abrió una franquicia de Batteries Plus Bulb en San Rafael. El año pasado, a los 68 años, abría su segunda tienda en Santa Rosa.

La idea de lanzarte al emprendimiento a una edad en que la mayoría de gente está ya retirada puede sonar verdaderamente desafiante. “¿Podré hacer esto a mi edad?” Y “¿Cómo va a afectar a mi familia?”, son sólo un par de preguntas que suelen venir a la mente cuando te planteas este paso a una edad avanzada.

Sin embargo, William descubrió que pasar a ser tu propio jefe puede convertirse en algo muy gratificante cuando uno no está preparado aún para retirarse por completo.

Estas son cuatro preguntas que se hizo a sí mismo a la hora de tomar la decisión definitiva:

¿Encontraré el apoyo necesario?

Aunque el emprendimiento cuente con todas las ventajas que ofrece la independencia, no es posible llevarlo a cabo de manera aislada. Es necesario recurrir a la gran cantidad de oportunidades que existen a nivel local para establecer contactos, y lo mismo ocurre dentro del sector elegido.

Un buen lugar donde acudir en un primer momento es la Cámara de Comercio local. Este organismo suele organizar eventos regularmente, en donde los emprendedores pueden intercambiar contactos y conocer las diferentes oportunidades de ámbito local, así como las opciones de marketing y de desarrollo de equipos de trabajo. Además, casi todos los sectores cuentan con un grupo comercial que proporciona recursos y ofrece un beneficioso apoyo de networking.

La modalidad empresarial de Franquicia ha demostrado ser una alternativa viable al lanzamiento de una nueva empresa, cuando se persigue ser propietario de un negocio, ya que requiere menos recursos y también menos tiempo y dedicación; la inversión necesaria para abrir un establecimiento de Batteries Plus Bulbs, por ejemplo, ronda entre los 220.000 y 250.000 dólares. Una Franquicia te permite gestionar un negocio sin tener que lanzarlo por ti mismo.

Lo más recomendable, una vez que se ha decidido convertirse en franquiciado, es ponerse en contacto con otros franquiciados en activo. Gracias a todo el apoyo y formación adquirida a través de otros propietarios, William desarrolló una mayor confianza en la franquicia Batteries Plus Bulbs, ya que pudo conocer mejor y de primera mano el funcionamiento del modelo negocio.

Además, se trata de una formación y apoyo continuos, ya que los franquiciadores suelen convocar convenios periódicos para los propietarios, en donde exponer ideas en común, colaborar y revisar las prácticas más adecuadas, aparte de conocer nuevas herramientas y estrategias que permitan mejorar sus negocios. Este aspecto es esencial para superar el miedo y la incertidumbre iniciales, que son lógicas en cualquier emprendedor y especialmente cuando ya no se es tan joven.

¿Afectará negativamente en mis relaciones personales todo el tiempo y dedicación invertida en el negocio?

Con frecuencia, en las etapas iniciales, operar una empresa puede significar más horas lejos de la familia (a menos que sean socios comerciales).

William comenzó trabajando alrededor de 10 horas diarias y seis días a la semana en su primera tienda. Y aunque pueda parecer demasiado, lo cierto es que para William no supuso ningún problema, ya que se trataba del mismo número de horas que solía emplear en su anterior empleo en Macy’s.

Sin embargo, a medida que el negocio va madurando, se desarrolla todo un potente sistema de apoyo que resulta de gran ayuda para gestionar la empresa de manera más eficiente, lo que reduce la cantidad de tiempo invertido en las diferentes operaciones de la tienda. Hoy en día, William emplea la mitad de tiempo que al principio, gracias al grupo de empleados competentes y preparados que trabajan en sus establecimientos.

Por otro lado, William puede disfrutar de una de las mayores ventajas de ser empresario, y es el poder marcar su propia agenda y ritmo de trabajo, así como de la independencia financiera y el estilo de vida que conlleva este tipo de profesión. Para él, todas las recompensas positivas que proporciona ser propietario de una empresa superan con creces cualquier otro sacrificio.

¿Cómo puedo saber si mi negocio tendrá éxito?

Resulta crucial realizar una investigación amplia del mercado a nivel local para conocer la base de cliente potenciales, las posibles ubicaciones, las pautas de tráfico y la competencia. Los 35 años de experiencia en el sector minorista fueron clave para que William se decidiera por el mercado más adecuado al abrir su primera franquicia, y además su participación en la apertura de establecimientos Macy’s le permitió aprender cómo seleccionar dichas localidades.

También es importante considerar seriamente la industria en la que invertir y su potencial en cuanto a sostenibilidad y crecimiento a largo plazo. En el caso de William, su interés se centraba en negocios con múltiples flujos de ingresos y en los que fuera posible visitar a los clientes, con el fin de no depender únicamente del tráfico minorista que registrara la tienda.

¿Cómo gestionar las exigencias de un negocio nuevo?

En este punto, resulta vital ser consciente de la importancia de un equipo profesional y capacitado que ayude a conseguir los objetivos empresariales, es la mejor manera de dar respuesta a las exigencias de una nueva empresa. Al delegar responsabilidades a los miembros del equipo, uno puede ocupar el cargo que mejor se adapte a su estilo de vida y a sus aptitudes. Por ejemplo, William se centró en la contratación y demás aspectos relativos a recursos humanos.

Llevar a cabo una investigación, rodearse de una potente red netwoking, conocer las oportunidades del mercado y explorar diferentes sectores, todo ello ayudará a disipar las dudas y hará posible perseguir el sueño del emprendimiento y la independencia, sin que la edad tenga que suponer ningún impedimento.

Fuente: cincodias

Compartir

 

« Anterior:

Siguiente »

Deja tu comentario


Subir »
FB