Ser libre y ser rico es posible y está, como nunca, al alcance de nuestra mano.
Bienvenido al éxito y al futuro. Ambos comienzan hoy.
- Robert T. Kiyosaki "Lo mejor de padre rico"

Cómo manejar la jerga financiera, para así poder lograr tu libertad financiera

Publicado en Educación Financiera | 22 de mayo, 2015

Kim KiyosakiPor Kim Kiyosaki

El valor de admitir qué no sabes

Mucha de la confusión en torno a las inversiones tiene que ver con las palabras que los expertos, semi-expertos, los llamados expertos y los no expertos utilizan. La mayoría es jerga.

A veces pienso que la gente usa toda esa jerga para confundirnos a propósito, ya sea porque quieran sonar más inteligentes o porque quieren confundirnos para comprar algo que no queremos o no necesitamos realmente.

Más a menudo que no, sucumbimos a la jerga porque no queremos que las personas sepan que no sabemos de lo que están hablando! En vez de pedir que nos expliquen las cosas, fingimos entender porque no queremos parecer estúpidos. Así que deja de fingir porque es ahí cuando te ves estúpido.

La realidad es que el mundo financiero está lleno de jerga. Es una realidad que nunca va a desaparecer. Así que la clave está en saber cómo lidiar con ella para poder así seguir adelante y tener éxito.

Cuando se trata de jerga, las tres reglas que aprendí a seguir son:

1. Aumenta tu vocabulario todos los días

No te dejes intimidar, ni seas perezoso, cuando se use una palabra que no entiendas. Si estás teniendo una conversación y una palabra desconocida se emplea, pregúntale a la persona que la utilizó qué significa, o anótala y más tarde búscala. Si estás leyendo o viendo la televisión, y una terminología rara aparece, busca sus palabras en un diccionario.

2. Haz preguntas

Siempre sé curioso. Incluso cuando tengas algún conocimiento sobre el tema, sigue haciendo preguntas. Siempre puedes aprender más. Pasan dos cosas cuando le haces a un experto o semi-experto preguntas:

  1. Construyes inmediata simpatía con esa persona porque él o ella ve que realmente estás interesado en el tema.
  2. Aprendes más.

Y ambas cosas son inmensamente valiosas.

3. Muéstrate estúpido siempre que puedas

No tengas miedo de decir: “No sé.” La forma más rápida de impedir tu aprendizaje es pretender saber todas las respuestas, actuar como si supieras de lo que alguien está hablando cuando no tienes ni idea. Tener miedo a parecer estúpido sólo te hace estúpido.

Yo realmente creo que una de las ventajas que las mujeres tenemos hoy, es que la mayoría de nosotras no fuimos educadas en el mundo del dinero, las finanzas y las inversiones. Por lo que no tenemos miedo de decir: “No sé.”

No se espera de nosotras que sepamos. No tenemos miedo a hacer preguntas. No tenemos miedo de admitir el hecho de que, a pesar de que parezcamos ser Súper-Mujeres, en realidad no tenemos todas las respuestas.

No permitas que la jerga y las palabras confusas te intimiden ni se conviertan en un obstáculo para ti. Son sólo palabras; cada palabra tiene una definición que puedes buscar.

En lugar de abrumarte, siéntete emocionado cada vez que oigas un nuevo término financiero. Con cada nueva palabra que aprendas, te haces mucho más inteligente y mejor inversor.

Publicado originalmente en richdad.com

Compartir

 

« Anterior:

Siguiente »

Deja tu comentario


Subir »
FB