Ser libre y ser rico es posible y está, como nunca, al alcance de nuestra mano.
Bienvenido al éxito y al futuro. Ambos comienzan hoy.
- Robert T. Kiyosaki "Lo mejor de padre rico"

7 lecciones esenciales que nos deja el Laboratorio de Innovación de Harvard

Por Gwen Moran | Publicado en Negocios | 23 de agosto, 2016

Super ExitososJodi Goldstein sabe una cosa o dos sobre la innovación.

Con más de 20 años de experiencia como emprendedora de altas tecnologías e inversora enfocada en la tecnología de consumo, y una temporada como inversora de riesgo, ocupó cargos directivos en muchas startups, incluyendo PlanetAll, una red social que vendió a Amazon en 1998 por más de $100 millones.

Actualmente dirige el laboratorio de Innovación de Harvard (I-Lab), un espacio de colaboración y formación lanzado en 2011 para ayudar a desarrollar el interés en el emprendimiento y la innovación de los estudiantes. Teniendo un MBA de Harvard ella misma, su trabajo es hacer que los estudiantes desarrollen ideas creativas y atrevidas, y llevarlas a buen término. Para eso usa un enfoque interdisciplinario (sus jefes son los decanos de las 12 escuelas dentro de la universidad, por lo que no hay presión) destinado a fomentar nuevas formas de pensar.

“La diversidad de ideas es bastante profunda,” dice. Los actuales emprendedores en el I-Lab están trabajando en proyectos que van desde crear snacks a partir de insectos hasta mejorar las vidas de los que están en el ejército. El laboratorio fue la incubadora de más de 600 nuevas empresas desde su lanzamiento.

Con los años, Goldstein aprendió algunas lecciones importantes sobre cómo crear un entorno donde se desarrolle la innovación. Aquí tienes siete elementos esenciales.

Sé una esponja

Los innovadores son intelectualmente curiosos y prosperan absorbiendo nueva información que puedan ayudar a sus ideas.

El I-Lab mantiene programación regular y tiene un programa de asesoramiento para ayudar a los innovadores a aprender todo lo que quieran aprender. Incluso si no tienes el beneficio del I-Lab, buscar continuamente la información que necesitas y las personas que puedan enseñarte habilidades esenciales e información es una parte importante de ser innovador, dice ella.

Estrechar es un buen lugar para empezar

Las grandes ideas son grandes, pero la mayoría de nosotros tenemos recursos limitados. Tratar de ser el próximo Amazon o Google ahora mismo te conducirá al desgaste y a la  frustración. En vez de eso, intenta un enfoque más estrecho y crece a partir de ahí, dice ella.

Si quieres sentar las bases para una gran idea, enfócate en desarrollar un segmento de ella hasta que tengas las raíces fuertes. “Elige un nicho. Elige un área de enfoque. Mantenlo simple,” dice.

La competencia es buena

Ya sea en el mercado o entre compañeros, la competencia puede crear una sensación de urgencia y motivación que puede estimular la innovación. Goldstein les dice a sus alumnos que encontrar un competidor que ya está en el mercado es señal de que alguien vio la idea y encontró un mercado para ella. Para tener éxito, sólo tienes que hacerlo mejor.

El I-Lab también tiene desafíos donde a los estudiantes se les da un problema del mundo real y forman equipos para llegar a dar con posibles soluciones. Ese tipo de ejercicio creativo y trabajar con sus compañeros de equipo en un entorno competitivo puede desarrollar habilidades para resolver problemas que ayuden a tener pensamientos innovadores, dice.

Las ideas son geniales; pero tomar acción es lo que importa

A muchas personas se les puede ocurrir una buena idea. Sin embargo, desde armar el equipo a cómo formarán su producto o servicio, los comercializarán y entregarán, la verdadera oportunidad para la innovación radica en la forma en que haces que suceda, dice Goldstein.

Pasa tiempo con personas que sean diferentes a ti

“Una diversidad de orígenes y experiencias es absolutamente crucial,” dice.

Si tienes un grupo de personas que todos tienen las mismas experiencias, puntos de vista y orígenes, estás limitando el potencial de la innovación. El enfoque multi-disciplinario del I-Lab junta personas que nunca se han visto antes, dice ella.

Un estudiante con una base de políticas públicas puede estar trabajando con un PhD en química o un estudiante de la facultad de derecho. Los fundadores de I-Lab a menudo dicen que nunca habrían dado con sus ideas o negocios si no hubieran conocido a personas que pensaban de forma diferente a ellos, dice Goldstein.

Mejorar es desordenado

Las personas que van a Harvard no están acostumbradas a fallar, dice Goldstein. Ella los anima a superarlo. Ser creativo e innovador significa que vas a probar muchas cosas que no funcionarán. Tienes que desarrollar prototipos que no estarán bien y probar enfoques que explotarán antes de llegar a la combinación que funcione, dice.

Si se dañan tus sentimientos o tiras la toalla sólo porque tu primer intento salió horriblemente mal, no serás capaz de liberarte para llegar a ser un verdadero innovador.

“Hacemos mucho aquí sobre pensar en el diseño y diseñar enfocados en las personas, poner a prueba las primeras ideas con los clientes, darles realmente la oportunidad de fallar rápido antes de pasar seis meses o un año construyendo un producto que nadie querrá comprar. Trabajamos bastante en eso con ellos,” dice.

La innovación no sucede a gran velocidad; se cocina a fuego lento

Cuando Goldstein trae fundadores para hablar con los estudiantes, no quiere que les cuenten la versión “felices para siempre” de sus historias; quiere oír sobre lo que salió mal y cómo lo manejaron. Se aprende más de los errores y de escuchar sobre errores, que de los éxitos. Ella quiere que sus alumnos sepan que las historias de “éxitos de la noche a la mañana” a menudo se basan por largos períodos de frustración e intentos de innovación.

“Todos sabemos muy bien que [el éxito inmediato] es la excepción y no la regla. Eso es lo que terminas escuchando, pero no es la realidad. Es un largo y duro trabajo, y toma mucho más de lo que crees que tomará,” dice.

Publicado originalmente en blog.reibox.com

Compartir

 

« Anterior:

Siguiente »

Deja tu comentario


Subir »
FB