Ser libre y ser rico es posible y está, como nunca, al alcance de nuestra mano.
Bienvenido al éxito y al futuro. Ambos comienzan hoy.
- Robert T. Kiyosaki "Lo mejor de padre rico"

5 poderosas verdades sobre emprender que te ayudarán en tu camino al éxito

Por Peter voogd | Publicado en Negocios | 26 de octubre, 2015

caminoExpresar tu deseo por el emprendedurismo hace 15 años hubiera provocado risas. Las cosas han cambiado. El emprendedurismo se ha convertido en uno de los caminos más inteligentes y respetados para tomar.

Ha salvado nuestra economía y mueve nuestra cultura hacia delante. Los trabajos “soñados” están desapareciendo. Crear tu oportunidad ideal es lo nuevo. Mucha gente está entrando a este mundo con una visión borrosa y piensan que todo lo que necesita es pasión y ética laboral. Esas personas van a enfrentar un gran reto, a menos que entiendan estas cinco poderosas verdades:

1. El fracaso es lo único garantizado.

Michael Jordan dijo “He fracasado una y otra vez, pero de esa manera he alcanzado el éxito”. Cómo respondes al fracaso determina tu éxito. A los grandes emprendedores les pagan por su alta tolerancia al estrés y dolor. La gente exitosa ve el éxito de forma diferente.

En lugar de tomar el fracaso como algo personal, úsalo para afilar tu perspectiva y fortalece tu compromiso. Muchos emprendedores nuevos se castigan, pero para tener ventaja debes aprovechar tus fallas.

2. Los hábitos provocan la inspiración.

La inspiración es necesaria para crear acciones consistentes, pero los hábitos van a definir tu éxito o fracaso. Se ha dicho que después de los seminarios y conferencias sólo el cinco por ciento de los asistentes usan lo que aprendieron. ¿Por qué? Es debido a que la inspiración es a corto plazo, se siente bien en el momento, pero no llega a la etapa de la producción.

La mayor inspiración es ver los progresos y resultados. Los grandes emprendedores se enfocan en el comportamiento y en las prácticas más que en el pensamiento, pensar es importante pero hacer es crucial.

3. El ingenio es el último recurso.

La gran mayoría de la gente dirá que no tiene recursos. Los grandes emprendedores encuentran una forma de maximizarlos para que tengan lo que sea. No creen en los recursos limitados porque entienden que lo último que tengan en sus manos serán los sentimientos y emociones que los hace ingeniosos.

Tony Robbins, el conocido conferencista motivacional, lo dice muy bien “El ingenio es el último recurso”. Si no tienes el dinero pero eres lo suficientemente creativo, ¿puedes encontrar el dinero? ¡Sí! Con suficiente determinación y compromiso puedes hacerlo funcionar con pocos recursos. La clave son las emociones internas.

4. Tu círculo de influencia puede formarte o destruirte.

Dejar la mente abierta a la influencia negativa de las otras personas es la debilidad más común de los nuevos emprendedores. Las malas elecciones de influencia encabezan las razones por las que los emprendedores renuncian antes.

Para crecer, aprender y convertirte en una persona que alcanza el éxito, necesitas una red de apoyo. Los grandes emprendedores se rodean de un círculo poderoso que los guía, reta y ayuda a pensar en grande. El éxito se eleva y cae sobre la persona con la que te asocias. Puedes sistematizar muchas cosas, pero el tiempo no es una opción, asegúrate de estar pasándolo con las personas correctas.

5. No es fácil pero vale la pena.

Entre más grandes sean las metas, más grandes serán los retos. Entre más grandes sean las recompensas, más pesado es el viaje. Si convertirse en un emprendedor fuera fácil, todos lo estarían haciendo. El momento en el que persigues el emprendedurismo los obstáculos aparecerán.

Ponen a prueba tu carácter y fe pero te dejan ver si hablas en serio sobre convertirte en un emprendedor. Debes enfocarte en las recompensas del otro lado de la lucha. Visualiza lo bien que se siente ser tu propio jefe, controlar tu horario, inspirar a otros y tener libertad financiera. El caos está garantizado cuando buscas la grandeza empresarial. Nunca sabrás qué tan fuerte eres hasta que ser fuerte sea la única opción que te queda.

¿Todavía quieres ser un emprendedor? Bien, te prometo que valdrá la pena.

Fuente: soyentrepreneur.com

Compartir

 

« Anterior:

Siguiente »

Deja tu comentario


Subir »
FB