Ser libre y ser rico es posible y está, como nunca, al alcance de nuestra mano.
Bienvenido al éxito y al futuro. Ambos comienzan hoy.
- Robert T. Kiyosaki "Lo mejor de padre rico"

18 simples habilidades sociales que te harán más agradable. Parte II

Por Áine Caín | Publicado en Desarrollo Personal | 13 de mayo, 2017

Vivir MejorDe la Parte I

Puedes ser naturalmente agradable, o puedes estar trabajando en ello. Si estás en el último grupo, aquí tienes los consejos destacados de un hilo Quora particularmente útil: What are useful social skills that can be picked up quickly?”

De las 83 respuestas enviadas, seleccionamos 18 maneras simples para llegar a ser más agradables en un instante:

Parte II

10. Si alguien es interrumpido, pídele que continúe

Todo fuimos esa persona que estaba contando una historia, la interrumpieron, y entonces se quedó incómodamente callada, preguntándose si alguien siquiera la estaba escuchando.

Milena Rangelov dice que puedes ser el liberador de esa persona diciendo algo como, “Hey, ¿puedes terminar la historia sobre tu paseo en bicicleta? Lo último que mencionaste fue que los perros empezaron a seguirte. ¿Puedo escuchar el resto, por favor?”

Así pondrás inmediatamente a la otra persona a gusto y harás que se sienta apreciado, escribe ella.

11. No te quejes

Estar rodeado de gente negativa es agotador.

Es por eso que Milena Rangelov los llama “vampiros energéticos” – “porque se chupan tu energía.”

Ser una persona negativa es contraproducente. Si te notas quejándote mientras los demás empieza a verse distraídos, hazte un favor y cambia de tema.

12. Cuenta grandes historias

Contar historias no es algo natural para todos. Joe Cassandra da un buen y concreto consejo sobre la forma de dominar esta habilidad:

“Escribe 20 historias y guárdalas en Evernote. Antes de la reunión social, vuélvalas a ver para refrescarlas y cuéntalas y haz que la gente se ría. Descubrirás que cada vez que cuentes una historia, mejorarás. Verás donde la mayoría de las personas se ríen. Donde no lo hacen, donde sus ojos se ponen vidriosos etc. Practica, practica. Yo dominé la historia de mi perro Cooper en Pascuas porque la he contado un millón de veces. Es graciosa.”

13. Haz preguntas específicas

Reisinger dice que apeles al ego reconociendo la experiencia de tu compañero y haciéndole un montón de preguntas.

“Estas preguntas no sólo posicionarán a la otra persona como experta, acariciarán su ego tanto, que podrás aprender un montón de cosas de ellos.”

14. Se un poco auto-crítico

Dean Yeong dice que es terrible para recordar los nombres, lo que puede producir escenas incómodas en los eventos profesionales. Hoy en día, él simplemente avisa por adelantado su mala memoria.

“Por lo tanto, antes incluso de que las personas se presenten, les aviso que soy malo en recordar nombres, desde el principio,” dice.

15. No saltes a las conclusiones

A veces, nuestro cerebro puede hacer que saltemos a las conclusiones sobre las personas. Esto puede causar que nos volvamos más cerrados. Para evitar dar la impresión equivocada a alguien, Juan Roldan dice que es importante familiarizarte con la comunicación no verbal.

El problema de hacer un ‘juicio rápido’ es que los hacemos con una ‘estructura de bajo nivel’ de nuestro cerebro. Esto implica el poco razonamiento que empleamos cuando inicialmente le atribuimos rasgos de carácter a alguna persona.”

16. Cuida tu lenguaje corporal

“Las palabras que usas son sólo una pequeña parte de la comunicación,” dice Rahul Jain. “La forma en que usas el tono de tu voz y tu lenguaje corporal supera el 90 por ciento de lo que estás comunicando.”

17. Evita las charlas cortas

Pete Zbrojkiewicz recomienda renunciar a la “conversación educada” y ser un poco vulnerable con la otra persona, si estás buscando que se hagan amigos.

“Puede que no hayamos experimentado las mismas actividades, pero sí experimentamos las mismas emociones,” dice. “Así que cuando digo que necesitas encontrar intereses comunes, quiero decir que necesitas encontrar algo que despierta emociones similares en ambos.”

18. Haz que todos se sientan incluidos

Es horrible sentirse excluido cuando estás hablando en un grupo. Puedes evitar eso asegurándote de incluir a todos los involucrados, según Reisinger.

“Haz que cada uno se sienta como que son parte de la conversación, y su atención será tuya,” dice.

Si pareciera que alguien en el grupo está tratando de decir algo, pero no se anima, ayúdalos a empezar. Puedes intentar, “Jim, ¿quieres decir algo?” Pero nunca pongas a nadie en un punto en el que se sienta incómodo.

Publicado originalmente en TrucosParaVivirMejor.com

Compartir

 

« Anterior:

Siguiente »

Deja tu comentario


Subir »
FB