Ser libre y ser rico es posible y está, como nunca, al alcance de nuestra mano.
Bienvenido al éxito y al futuro. Ambos comienzan hoy.
- Robert T. Kiyosaki "Lo mejor de padre rico"

facultadesLos empleadores de hoy en día exigen que los profesionales manejen altos niveles de energía, persistencia y esfuerzo en el trabajo, sean capaces de estar absortos plenamente concentrados y contentos al trabajar, que exhiban dedicación, entusiasmo, inspiración y orgullo por el trabajo que realizan, y otra lista interminable de cosas que a uno no le enseñan ni en la casa, ni en el colegio, ni en la universidad.

Si independientemente de la ocupación, hay unas habilidades básicas que todos deberíamos tener, ¿cómo es posible que no sean parte de los programas académicos? ¿Es más importante que todos sepamos resolver ecuaciones algebraicas, conozcamos las capitales de cada país o el aparato digestivo de las lombrices?

Si bien es cierto que esa información terminó por ser relevante para algún grupo de profesionales, no lo fue para la mayoría. Pero estoy segura de que todos los estudiantes del mundo se beneficiarían de aprender a:

• Reponer sus energías cuando se drenan.
• Crear nuevos hábitos.
• Gestionar su mente y sus miedos.
• Observarse a sí mismos.
• Descubrir para qué son buenos y construir sobre eso.
• Recuperarse de los fracasos.

La educación sigue fallándole a las empresas

El sector educativo le falló en esto a la Generación X, a los Millennials y peor aún no veo que lo estén corrigiendo con la siguiente generación. Si esto sigue así… ¿Quién va a proteger a las organizaciones del mañana?

El mundo cambia tan rápido que cuesta imaginarse cómo se verá en 10 años. El sistema educativo juega un papel importantísimo en dotar a la Generación Z de habilidades universales y atemporales que les permitan desenvolverse con soltura sin importar las circunstancias.

No basta con sólo conocimientos intelectuales. No basta con prepararlos únicamente para superar las pruebas del Ministerio de Educación. No basta con que aprendan en las instalaciones más modernas de la ciudad. La ventaja competitiva de un profesional de hoy en día no está en sus conocimientos generales o en la infraestructura de la institución, sino en su capacidad de conectarse con su trabajo y tener un desempeño sostenido.

La clave está en ayudarlos a que encuentren una ocupación que los llene y sepan cómo alinearla con el medio que lo rodea.

S.O.S: Incluyan planes de carrera

Si la educación incluyera planes de carrera, las empresas no tendrían que ocuparse de desarrollar las habilidades que todos deberíamos tener para interactuar en el mundo laboral. Tendríamos profesionales más satisfechos, empresas con mejor nivel de Engagement, mayor retorno para los inversionistas y sociedades más avanzadas.

No podemos seguir “ayudando” a los adultos a desarrollar las habilidades que no aprendieron de jóvenes y que son necesarias para su supervivencia laboral. Mientras el sector educativo asume su papel, he aquí algunas ideas para aplicar con los jóvenes:

• Si tiene hijos, sobrinos o nietos, comience por inculcarles el conocimiento de sí mismos. Cuanto antes comiencen, tanto mejor.

• Observe a los menores y tome nota de las actividades que se les facilitan y los divierten y piense en maneras en que pudieran ganarse la vida con ello.

• Ayúdelos a fortalecer sus talentos en lugar de solo corregir sus debilidades.

• Estimúlelos a cuidar su cuerpo y su energía.

• No espere a que el sistema educativo asuma la función que le corresponde, busque formas de que sus seres queridos generen las destrezas que necesitan para la vida.

• Si trabaja en el sector de la educación, en sus manos tiene una oportunidad de oro para para contribuir a un mundo mejor.

Vivir MejorLas personas te definen en cuestión de segundos, pero ¿qué es lo que evalúan?

La profesora de Harvard Amy Cuddy ha estado estudiando las primeras impresiones junto a sus compañeros psicólogos Susan Fiske y Peter Glick desde hace más de 15 años, y descubrieron patrones en estas interacciones.

En su nuevo libro, “Presence”, Cuddy dice que las personas se responden rápidamente dos preguntas cuando te ven por primera vez:

• ¿Puedo confiar en esta persona?
• ¿Puedo respetar a esta persona?

Los psicólogos se refieren a estas dimensiones como calidez y competencia, respectivamente, e idealmente quieres que perciban que tienes ambas.

Curiosamente, Cuddy dice que la mayoría de las personas, especialmente en un contexto profesional, creen que la competencia es el factor más importante. Después de todo, quieren demostrar que son inteligentes y con el talento suficiente como para manejar tu negocio.

Pero, de hecho, la calidez, o la fiabilidad, es el factor más importante cuando las personas te evalúan.

“Desde una perspectiva evolutiva,” dice Cuddy, “es más crucial para nuestra supervivencia saber si una persona merece nuestra confianza.”

Tiene sentido si tienes en cuenta que en los días de las cavernas era más importante saber si tu compañero te iba a matar y robar todas tus posesiones que si era lo suficientemente competente como para prender un buen fuego.

Pero si bien la competencia es muy valorada, Cuddy dice que sólo se la evalúa después de que se establece la confianza. Y enfocarte demasiado en mostrar tus fortalezas puede ser contraproducente.

Ella dice que los pasantes de MBA a menudo están tan preocupados por aparentar ser inteligentes y competentes que puede hacerlos omitir eventos sociales, no pedir ayuda, y en general parecer inaccesibles.

Estos sobre-logradores tienen un duro despertar cuando no consiguen ofertas de trabajo porque nadie nunca llegó a conocerlos ni confiar en ellos como personas.

Cuddy dice:

Si alguien en quien estás tratando de influir no confía en ti, no vas a llegar muy lejos; De hecho, incluso podrías provocar sospechas porque aparecerías como un manipulador. Una persona cálida, digna de confianza que también es fuerte, provoca admiración, pero sólo después de establecer confianza es que tu fuerza se convierte en un regalo, y no una amenaza.

imperioA veces tienes que estar dispuesto a ensuciarte las manos un poco. Esa es una de las primeras lecciones que aprendí en la vida.

Cuando tenía 12 años, trabajaba como lavacoches en la tienda de autos de mi papá. Mis hermanos también trabajaban ahí, echando la mano en lo que se pudiera para mantener a flote el negocio de la familia. En 1983 la industria automotriz de Estados Unidos estaba sufriendo su peor recesión en décadas.

Eran tiempos difíciles y nuestra familia batallaba para llevar comida a la mesa. Entonces mi papá falleció intempestivamente y mi mamá, quien hasta ese momento era un ama de casa, tuvo que salir al frente.

Irma Elder se convirtió en la primera mujer en manejar una concesionaria de Ford en Detroit. El día que empezó a trabajar pasó de ser una madre soltera a ser la mentora de sus hijos.

Los días siguientes no fueron sencillos. Ella pasaba sus días en la tienda y por las noches estudiaba todo lo que podía del negocio de Ford de mano de los ejecutivos de la marca. Al cabo de un tiempo, se convirtió en la dueña de una de las compañías lideradas por mujeres más grandes del país y forjó las bases para que mis hermanos y yo pudiéramos construir nuestros propios negocios.

En los primeros días, mis hermanos y yo aprendimos la mayor lección de nuestras vidas y los secretos para mantener a flote un negocio cuando las circunstancias generales son adversas.

Hoy en día manejamos el Elder Automotive Group, que maneja siete concesionarias en Michigan y Florida y generan cerca de US$350 millones al año al vender algunos de los autos más buscados del mercado. También somos unos de las pocas compañías que son socias de la gigante aseguradora Allstate.

A pesar de las difíciles tormentas económicas que nos han golpeado con los años, hemos superado los obstáculos que todos los emprendedores enfrentan y nuestro negocio familiar ha pasado la prueba del tiempo.

Te dejo algunos de nuestros secretos para mantener un negocio a flote en medio de las crisis.

1. Tener actitud de “sí se puede”

Mi mamá nació en México por lo que siempre tuvo muy en claro la importancia de tener una actitud de “Sí se puede”.

Después de ver cómo mi mamá logró construir su “sueño americano” luego de quedarse viuda, vivo mi vida según estas palabras.

2. Identifica las fortalezas y las debilidades

Pregúntate qué haces realmente bien y cuáles son los mayores obstáculos que enfrentas.

Es indispensable que cualquier director de empresa sepa qué tiene de sobra y qué le falta, así como cuáles son las fortalezas y áreas de oportunidad de su equipo. Una vez que hayas analizado el talento que ya tienes en tu negocio, puedes concentrarte en contratar a las personas que traigan las habilidades que hagan falta.

3. Sopesa las oportunidades nuevas y ofrece productos únicos

En un mercado que está constantemente cambiando, los negocios deben ser capaces de ajustarse para ser exitosos. En la industria automotriz, el internet ha sido un factor muy importante desde hace años. Debes adaptarte y ofrecer a los usuarios el servicio que esperan.

4. Deja de lado las diferencias

Mis hermanos y yo hemos manejado el negocio familiar desde hace 20 años. Tenemos personalidades muy dispares y a veces, nos hemos visto obligados a poner nuestras diferencias de lado para sacar adelante el negocio. Es ese yin y yang lo que hace que una compañía sea tan grande. El negocio debe abrazar las habilidades y diferencias que cada miembro pueda aportar. Solo entonces puedes aspirar a ser realmente exitoso.

5. Comprométete con la comunidad

A nosotros nos enorgullece el trabajo de caridad que hacemos en nuestra comunidad. Cada mes escogemos una iniciativa local a la cual apoyar. También hemos participado con Replay Tampa Bay, una organización que recolecta y rehabilita equipo deportivo para llevar a escuelas más pobres. A nivel nacional también somos parte de las campañas implementadas por Ford y Allstate.

6. Sé fiel a tu marca, a tus empleados y a tu familia

Cuando nuestra madre tuvo que hacerse cargo de la concesionaria en 1983 era la única mujer en tener este tipo de acuerdo con Ford. Aunque estaba segura de que podía manejar el negocio, nadie quería trabajar para una mujer (y nacida en México, además). Más de la mitad de los 92 empleados renunciaron. Los 41 restantes se mostraron fieles a nuestra familia y nos recordaron que el cliente y la satisfacción del empleado deben ser el corazón de todo negocio.

ingresoLas probabilidades de que logres libertad financiera sólo con un empleo son CASI CERO.

Además, un empleo NO ES UN ACTIVO. Es simplemente cambiar TIEMPO por DINERO.

Y como TU TIEMPO es limitado es prácticamente imposible que puedas lograr libertad financiera sólo con un empleo. Me explico:

• Los días tienen 24 horas, es decir, como máximo puedes VENDER 24 HORAS AL DÍA de tu tiempo (algo poco recomendable para tu salud y tus relaciones personales, por otro lado).

• Con un empleo tu única opción es AUMENTAR TU SUELDO; lo que requerirá, casi seguro, dedicar más tiempo al empleo y menos a tus otras prioridades en la vida: léase salud física, salud mental, salud espiritual y relaciones personales como familia, amigos.

• Tu sueldo lo controla TU EMPLEADOR, no tú. A menos que seas UN VERDADERO GENIO, lo normal es que con un sueldo no puedas lograr vivir de tus activos en un futuro cercano.

• Y ojo, los ascensos tampoco te servirán de mucho, ya que PAPÁ ESTADO estará ahí esperándote para subirte los impuestos y agradecerte tu contribución al estado de bienestar.

• Sí, podrías llegar a ser el CEO de la empresa, no obstante es algo MUY COMPLICADO y, como te decía antes, TE ROBARÁ MUCHO TIEMPO. Si quieres dejar tu libertad financiera para cuando te quedes calvo te deseo lo mejor.

Finalmente, con todo esto no digo que tengas que dejar tu empleo.

Todo lo contrario.

Ahora bien, lo que sí te digo es que elijas un empleo que TE GUSTE y con el que TE SIENTAS REALIZADO (que sientas que aportas valor al mercado).

Y para aportar más valor al mercado DEBES AUTOFORMARTE. Tu formación es 100% tu responsabilidad (no la de tu empleador).

Simplemente te digo que DEBERÁS ESFORZARTE MÁS aparte del esfuerzo que realices en tu empleo:

Deberás aprender a invertir y, desde luego, empezar un negocio propio a tiempo parcial. Tanto tus inversiones como tu negocio serán cosas que sí dependan 100% de ti.

Piénsalo, los ricos tienen múltiples fuentes de ingreso. Por ejemplo:

• Empleo en las empresas que poseen;
• Intereses por su dinero ahorrado;
• Dividendos de sus inversiones en bolsa;
• Alquileres de sus inmuebles;
• Dividendos de las empresas que poseen.

Depender sólo de 1 fuente de ingreso ES MUY ARRIESGADO.

¿Cuándo hacer eso de emprender e invertir? Pues en el tiempo libre que tengas. En vez de mirar la televisión o salir a tomar unas cañas, deberás dedicar ese tiempo a CONSTRUIR TU FUTURO.

A construir tu vida SEGÚN TUS REGLAS.

Cuando hablo de múltiples fuentes de ingreso, en mi caso éstas son las que estoy trabajando (o planeo trabajar en un futuro próximo):

• Freelance en el mundo de la publicidad como redactor publicitario online (copywriter), especializado en campañas de marketing directo.

• Emprender online en el nicho del desarrollo personal EN ESPAÑOL a través de mis activos digitales: mi blog, mi canal de youtube, mi lista de suscriptores por email y mis ebooks/audiolibros/videocursos.

• Invertir en bolsa adquiriendo las mejores empresas pagando un precio inferior al valor de la acción con el objetivo de mantenerlas PARA SIEMPRE por el dividendo que pagan.

• Invertir en inmuebles adquiriendo buenos activos pagando un precio inferior al valor del inmueble con el objetivo de mantenerlos PARA SIEMPRE por el alquiler que cobraré.

Para lograr el éxito en cada una de las anteriores “aventuras”, me aseguro de LEER A MENTORES que ya han logrado lo que yo busco.

Es así de sencillo. Lo complicado es que esto REQUIERE MUCHA DISCIPLINA.

Y, ay amigo, la disciplina es lo más complicado de adquirir.

Bueno, disciplina y el hecho de querer APORTAR VALOR al mercado. El hecho de pensar en que:

• Como redactor publicitario online podré ayudar a mis clientes a vender más. Por supuesto, antes elegiré con qué clientes quiero trabajar. Es clave tener un criterio personal (por ejemplo. empresas con las que comparta valores y cuyos productos utilice personalmente o me gusten).

• Como emprendedor online en el nicho del desarrollo personal podré SOLUCIONAR PROBLEMAS IMPORTANTES a la mayor cantidad de gente posible. Problemas que yo mismo, seguramente, tendré que resolver en mi propia vida. De ahí saldrá mi cercanía al escribir y mi honestidad al hablar de las cosas.

• Como inversor en bolsa únicamente invertiré en LAS MEJORES EMPRESAS del mundo siempre que los valores de dicha empresa coincidan con los míos (y, por supuesto, el precio sea inferior al valor).

• Como inversor en inmuebles ayudaré a resolver la mayor necesidad que tenemos todos, la vivienda, alquilando con precios razonables a personas que quieran vivir su vida bajo el techo de mis propiedades.

Espero haberte servido de guía con mi reflexión personal.

Si te recomiendo algo es que adquieras CUANTO ANTES mentalidad de emprendedor e inversor.

Piensa SIEMPRE en qué valor aportas y qué pides a cambio.

Por ejemplo, lo mejor si eres empleado sería pensar en cómo AYUDAR A VENDER MAS. Ayuda a tu empleador a adquirir más clientes o a aumentar el valor de clientes actuales ofreciéndoles productos complementarios.

Eso sí, si lo piensas bien TU CLIENTE PRINCIPAL es tu empleador y tú eres el producto. Véndete bien aumentando TU VALOR en el mercado y dará igual para quien trabajes porque todos te querrán (y te pagarán más).

Por otro lado, sé lo que uno de mis mentores llama “un emprendedor GALLINA”.

¿Qué es eso? Si tu principal fuente de ingresos ahora es un empleo sigue con ello y saca tiempo para crear tu segunda fuente de ingresos.

Actúa así al menos hasta que tu negocio PUEDA SUSTITUIR los ingresos de su empleo.

Personalmente empezaría por tu propio negocio.

¿Qué negocio me parece el mejor? Sin duda el negocio de la información online porque:

• No requiere stock.
• Es escalable.
• Es económico.
• Lo puedes construir desde cualquier parte del mundo simplemente con un ordenador y una conexión a internet.

Al mismo tiempo que construiría mi negocio online, me enfocaría en:

• Completar mi “fondo de emergencia”;
• Completar mi “fondo de calidad de vida”;
• Invertir mi dinero inteligentemente.

¿Qué te parece? ¿A qué esperas?

Un fuerte abrazo,

pequenas empresasCuando uno es pequeño, tiene que darle doblemente al coco para poder competir y destacar en un mundo de grandes. Y en esto cada maestrillo tiene su librillo, pero si pudiésemos resumirlo en dos palabras serían: trabajo y calidad.

Hoy contamos cómo algunas pymes españolas, de sectores muy variados, se diferencian y compiten en un mundo de grandes. No es fácil, pero si ellos lo han conseguido, ¿por qué no lo puede hacer tu empresa?

¿Cómo vender tablets cuando otras marcas son mundialmente conocidas? Competir en el sector de la tecnología de gran consumo no es sencillo: hay actores internacionales con cantidades ingentes dedicadas a publicidad. Entonces, ¿cómo brillar?

Los valencianos Energy Sistem destacan no solo por unos precios muy ajustados, sino por una atención al cliente que podría ser la envidia de muchos grandes. Por lo pronto, todos sus dispositivos tienen una garantía de 36 meses. Los envíos son gratuitos cuando superan los 50 euros. Las consultas técnicas se responden en un plazo máximo de 48 horas, se pueden probar algunos productos durante un mes. En el caso de que tu dispositivo tenga alguna avería, la atención del servicio técnico es intachable y, cuando te lo devuelven, lo hacen con una sonrisa y una golosina.

Pocas pymes en España trabajan en el sector del software financiero. Serfiex es una de ellas. Esta pyme, en la que trabajan veinte personas, ha conseguido hacerse con clientes como Telefónica, Santander o BME. ¿Sus secretos?

Atención personalizada, seriedad, una clara apuesta por la I+D como valor diferenciador y unos costes, que se reflejan en sus programas, de lo más ajustados. Además, la especialización: “Estamos muy enfocados a aspectos de negocio de las grandes empresas, en los que se necesitan conocimientos y herramientas muy específicas”, comenta uno de los socios, Rafael García.

Tampoco es fácil hacerse un hueco en el mercado de la alimentación, donde los actores son grandes y poderosos. Calsesa, pequeña empresa andaluza con recorrido en este sector, lo comprendió desde sus inicios y, por ejemplo, apostó por un departamento de I+D. Además comprendió la necesidad de destacar por la naturalidad de sus artículos (sin conservantes) y por la importancia de buena materia prima (proveedores locales).

Imagínate que te lanzas al universo de la cosmética y de los cuidados de la piel donde ya, en la esquina de la calle, hay cuatro competidores. ¿Cómo brillar en este universo?

En Cosmethics ofrecen cosmética de nicho (por ejemplo, la destinada a personas con problemas de piel), pequeños lujos que solo pueden encontrarse al otro lado del globo terráqueo (Nueva Zelanda) y mucho mimo en la elección. Antes de incluirlos en su oferta, prueban absolutamente todos los productos.

Mimo en la elección de lo que venden; un maravilloso servicio técnico a disposición de los clientes con algún problema; excelente materia prima o especialización, son algunos de los secretos de estos pequeños peces que se mueven en un océano de grandes.

wazePara Uri Levine emprender es como enamorarse de otra persona. “Primero, te atrae una sola persona; pero luego toma tiempo para que logres enamorarte completamente de esa persona”. Éste y más consejos de Levine para emprendedores.

Levine, creador de Waze, dejó unos interesantes consejos para emprendedores durante su reciente visita a Guatemala.

Levine subrayó que en América Latina, el número de emprendedores per cápita es muy bajo y da consejos para enfrentar un fracaso.

¿Qué consejos brindaría a los emprendedores y creadores de startups?

Enamórate del problema que estás tratando de resolver, no de la solución.

Trata de resolver un problema que valga la pena. En mi mente, pensaba: “Odio el tráfico y los atascos” y busqué la manera de resolver el problema. Pero, ¿qué sucede si estoy tratando de resolver algo que la mayoría de la gente no percibe como un problema?

Hay que entender quiénes son los usuarios y cómo perciben el problema. Además, diría que construir un startup es un viaje, es una montaña rusa con muchos altibajos. Asegúrate de que montes la empresa que amas y de que el equipo que construyas sea de gente con quien te gusta trabajar; de lo contrario se convertirá en una pesadilla.

Y algo que es sumamente importante en América Latina: no tengas miedo de fracasar. Creo que el miedo al fracaso inhibe a muchos potenciales emprendedores. Si tienes miedo al fracaso, ya has fracasado.

¿Por qué cree que el miedo al fracaso es fuerte en América Latina?

En muchas ocasiones he escuchado a la gente decir que si intentas hacer algo y fracasas te van a ver como un perdedor por el resto de tu vida, entonces existe un estigma social. Además, si te declaras en bancarrota los costos pueden ser muy altos.

Creo que los medios de comunicación podrían ayudar a disminuir el estigma que existe en torno al fracaso y que sería necesario modificar la ley de manera que la persona que se declara en bancarrota no quede proscrita de por vida. Estados Unidos e Israel lo han hecho y como resultado de ello, hay muchos más emprendedores allí que en otros países. En América Latina, en contraste, el número de emprendedores per cápita es muy bajo.

¿Usted alguna vez ha fracasado?

Sí, fracasé en muchas ocasiones.

Mi trayectoria como emprendedor comenzó en el 2000 con una aplicación que buscaba crear un servicio de correo electrónico móvil. En cuanto el proyecto comenzó a despegar, salieron al mercado los Blackberry y otros teléfonos inteligentes, entonces la aplicación ya no era necesaria.

Posteriormente, trabajé en la creación de una aplicación que permitiera a los consumidores agruparse para hacer compras al mayoreo y obtener mejores precios, pero la gente no sabe lo que quiere comprar, no encontramos suficientes personas para integrar los grupos y el proyecto fracasó.

Según Levine, los siguientes consejos son sus mejores recomendaciones para quienes estén listos para encarar un emprendimiento:

Las mejores ideas vienen cuando te preguntas “¿cómo cambiaría el mercado?”. Al respecto, Levine lo explica:

“Cuando creamos Waze había empresas que hacían mapas de tráfico. Hoy ninguna existe porque nosotros creamos una disrupción en el mercado. Cuando ustedes crean con su emprendimiento un gran impacto o cuando alguien los copia, van en el camino correcto”.

Determinar cuál es el ADN de tu compañía. Establece la forma en la que quieres que todo se maneje dentro de tu empresa, cómo quieres que sea el ambiente laboral y los procesos que realizarás.

Los fracasos deben verse como parte del ‘viaje’. Según Levine, “toda empresa exitosa tuvo su propio viaje, el cual incluye tanto fracasos como momentos buenos”.

No te quedes estancado al cometer un error, resuélvelo rápido.

Cuando encontramos algo que funciona, sigamos.

Enfócate: debes estar siempre enfocado en cuáles son tus objetivos y descubrir cuáles son las cosas que no estás haciendo para satisfacer a quienes son tus clientes.

Si queremos que las personas tomen decisiones, necesitamos atraerlas emocionalmente.

Los emprendedores deben ver los problemas como retos por ser resueltos. Hay que enfocarse en el pro-blema que se quiera resolver y en la audiencia, las personas que tienen ese problema.

Si no estás enamorado completamente de tu idea, es mejor que busques otra opción porque, de lo contrario, no funcionará.

Recaudación de fondos: busca a un inversionista que quiera invertir su capital en tu producto y con el que puedas empezar a trabajar. En este sentido, el primer año es crítico. Si no tienes combustible, el viaje durará poco tiempo.

Muestra los puntos más fuertes y las fortalezas de tu producto desde el principio. Si no logras convencer a la persona en los primeros minutos, ya no cambiará su mentalidad y no invertirá en tu negocio.

Cuando construyas la empresa debes arriesgarte a pensar“Así es como yo espero ser el mejor lugar de trabajo”

Si empiezas una start up debe ser con una visión, con el sueño de cambiar el mundo. Y tener una misión: la manera en la que tu compañía impactará la vida de tus clientes.

Reibox BlogHace años, cuando Seinfeld era programa de televisión un nuevo, Jerry Seinfeld seguía siendo un cómico en gira. En esos momentos, yo estaba paseando por los clubes haciendo noches de micrófono abierto y tratando de aprender del tema.

Una noche estaba en el club donde Seinfeld estaba trabajando, y antes de subir al escenario, vi mi oportunidad. Tenía que preguntarle a Seinfeld si tenía algún consejo para un joven comediante. Lo que me dijo fue algo que me beneficiaría para toda la vida…

Dijo que la forma para ser un mejor comediante era crear mejores chistes, y la forma de crear mejores chistes era escribir todos los días. Pero su consejo era mejor que eso. Él tenía una gema, una técnica de apalancamiento que utilizó en sí mismo y que tú puedes utilizar para motivarte a ti mismo; incluso cuando sientas que no puedes.

Él me reveló un sistema único del calendario que utiliza para presionarse a si mismo a escribir. Así es como funciona.

Él me dijo que consiguiera un calendario grande de pared que tenga un año entero en una página, y lo cuelgue en una pared prominente. El siguiente paso era conseguir un gran marcador rojo.

Me dijo que por cada día que hacía mi tarea de escribir, podía poner una gran X roja en ese día. “Después de unos días tendrás una cadena, sólo mantén la cadena y la cadena crecerá más larga todos los días. Te gustará ver esa cadena, especialmente cuando tengas unas semanas bajo tu cinturón. Tu siguiente y único trabajo a continuación es no romper la cadena.”

-“¡¡¡No rompas la cadena!!!” – repitió para enfatizar.

Con los años usé su técnica en muchas diversas áreas. La he utilizado para el ejercicio, para aprender programación, para aprender administración de redes, para construir sitios web exitosos y para construir negocios exitosos.

Funciona porque no es un único empujón el que nos lleva a donde queremos ir, son las acciones coherentes cotidianas las que generan resultados extraordinarios. Puede que hayas oído “paso a paso todo es tarea fácil.” Paso a paso funciona si puedes dar un paso al día.

Las acciones diarias construyen hábitos. Te da práctica y te convertirá en un experto en poco tiempo. Si no rompes la cadena, comenzarás a detectar oportunidades que de otro modo no podrías. Las pequeñas mejoras se acumulan en grandes mejoras rápidamente, porque las acciones diarias proporcionan “interés compuesto.”

Saltarte un día hará que sea más fácil saltarte el siguiente.

A menudo digo que preferiría tener a alguien que tome acciones -incluso pequeñas- todos los días a tener a alguien que trabaje duro una o dos veces a la semana. Seinfeld entiende que las acciones diarias producen mayores beneficios que sentarte y tratar de lograr 1000 bromas en un día.

Piensa por un momento sobre qué acción tendría el impacto más profundo en tu vida si lo hicieras diariamente. Esa es la acción que te recomiendo poner en tu calendario de Seinfeld. Comienza hoy y gana tu gran X roja. Y de aquí en adelante…

¡No rompas la cadena!

personas exitosasPara las personas, el desarrollo de hábitos surge generalmente de manera espontánea, como cuando los niños aprenden a cepillarse los dientes antes de ir a dormir.

Sin embargo, existen otros que conscientemente necesitamos construir, ya que son fundamentales para el crecimiento, por ejemplo, aprender el manejo de alguna herramienta tecnológica.

“Para obtener resultados diferentes, hay que tener y desarrollar las habilidades correctas.

Algunos investigadores mencionan que existen hábitos fundamentales para que las personas sean exitosas, puesto que cada uno de ellos es un pilar para alcanzar las metas que cada ser humano se proponga”, afirmó Elizabeth García Altamirano, gerente de Capacitación y Desarrollo, durante el webinar ‘10 hábitos de personas exitosas’, llevado a cabo por la UNITEC.

Estos son los 10 hábitos enlistados por la experta:

1. Ser proactivo

Hay que tomar el control de nuestras decisiones, ya que, aunque existen factores externos que pueden afectar el objetivo principal, hay que asumir la responsabilidad de nuestras acciones.

2. Fijarse objetivos y metas

Es el factor más importante para conseguir los sueños. Tener metas precisas da claridad de los avances que se tienen y determina el camino que se debe seguir para llegar a dónde queremos. Es mejor fragmentar una gran meta en pasos pequeños alcanzables.

3. Afrontar

Las personas exitosas tienen lo que en inglés se llama accountability, es decir, encaran los obstáculos y los errores de frente.

4. Identificar áreas de oportunidad

El crecimiento personal depende de la capacidad propia para identificar y trabajar en los aspectos que necesitan desarrollarse.

5. Administrar el tiempo

Uno de los grandes peligros que enfrentan las personas hoy en día, en especial los emprendedores, es pasar el día haciendo lo urgente y no atender lo que es necesario. Planificar y actuar basándose en prioridades es un hábito indispensable de las personas de éxito.

6. Empatía

Es la capacidad de ponerse en el lugar de otras personas, identificando sentimientos y pensamientos que podrían tener. Es un punto crucial para desarrollar mejor comunicación con otros.

7. Escuchar (no solo oír)

Se trata de poner atención en lo que otras personas comunican y hacerse consciente de por qué, cómo y de qué manera actúan.

8. Asertividad

Es decir, lo que se quiere expresar de manera franca, directa y abierta SIN afectar a los demás.

9. Buscar el equilibrio

Las personas verdaderamente exitosas fijan metas en todas las áreas de su vida -física, mental, social, emocional y laboral – y logran mantener estas facetas en balance.

10. Generar compromisos

No solo es cumplir con lo que se promete a los demás, sino con uno mismo. Es buscar mejorar, aprender, crecer y asumir retos de manera constante.

arbolMuchas personas tienen problemas económicos porque no tienen conceptos básicos de finanzas personales.

En algunos de mis cursos utilizo una metáfora para enseñarles cómo mantener a raya los gastos y evitar las deudas. La he llamado la metáfora del árbol y es tan simple como se lee.

Con este ejercicio también la utilizarás para mantener alejados los gastos de tu vida.

En este momento, traza un árbol con estos componentes:

• Raíces
• Tronco
• Ramas

No incluyas hojas ni aquella casita que muchos suelen agregar como fondo, sólo esboza esos elementos.

En las raíces, coloca los ingresos mensuales que ahora percibes. A cada raíz le corresponde un ingreso. No pongas números, simplemente escribe el concepto por ingreso.

Si recibes un sueldo mensual, coloca “sueldo” en una raíz, si trabajas también como profesional independiente en algunos proyectos, coloca “proyecto x” en otra y sigue así con todos tus ingresos.

Ahora ve a las ramas. Coloca en cada rama un egreso.

Aquí colocas todo lo que pagas mes con mes: el recibo de teléfono, el de la luz, la gasolina, la salida al cine y cualquier gasto que tengas.

Cuando hayas hecho esto, es momento de analizar este árbol.

¿Tienes más raíces que ramas? Si es así, estás haciendo un buen trabajo y dudo que te falte dinero cada mes.

Desafortunadamente la mayoría de personas tiene más ramas que raíces, por eso tiene problemas económicos.

Un árbol que tiene más ramas que raíces, va a caer en cualquier momento, porque el peso de su parte superior vencerá a las débiles raíces que tiene.

Este árbol no resistirá ninguna ventisca. En cambio un árbol con muchas raíces resistirá el peso de muchas ramas y estará erguido ante cualquier vendaval.

¿Te das cuenta? Muchos tienen problemas económicos porque tienen más ramas que raíces, entonces cualquier viento los derribará.

La mayoría de personas comienza a adquirir compromisos de pago cuando tiene un ingreso. Para muestra, una joven que llamaré Juanita.

Ella terminó la universidad y de inmediato buscó empleo. Lo consiguió y después de su primera quincena, contrató televisión por cable, adquirió una televisión en pagos mensuales y fue a una tienda departamental a solicitar una tarjeta de crédito para llevarse ropa.

Mes con mes, Juanita pagaba con su único ingreso esas deudas. Como estaba confiada, sacó más crédito. Pronto su único ingreso era insuficiente para pagar todas las deudas que tenía.

Las ramas se multiplicaron. La única raíz que tenía su árbol no resistió tanto peso y Juanita ahora anda escondiéndose de sus acreedores, que le llaman por teléfono hasta en su oficina para reclamarle el pago. En lugar de enfocarse en construir más ingresos, busco gastar.

Ahora que tienes este concepto del árbol, busca cómo dotarlo de más raíces y cómo podar esas ramas innecesarias que tiene.

Recuerda, si tienes más raíces que ramas, resistirás cualquier huracán de problemas.

“Si quieres ser pobre, gasta más de lo que ganas”.

Reibox BlogJillian Michaels primero ganó la atención nacional por su forma amorosa y dura como entrenadora en la competición de pérdida del peso de la NBC “El perdedor más grande.”

A partir de ahí, Michaels construyó un imperio de negocios mediante la capitalización de su marca personal al lanzar DVDs de entrenamiento, escribir libros sobre la pérdida de peso, y asociarse con empresas con mentalidad de salud como Krave Jerky y Popchips.

Hoy en día, la millonaria hecha-a-si-misma dirige Empowered Media junto a su socio Giancarlo Chersich y narra su vida en “Just Jillian” de E.

Pero el éxito de Michaels la obligó a aprender a manejar más dinero del que había tenido antes, un proceso que inevitablemente vino con algunos errores a lo largo del camino.

¿Su peor error? “Estar intimidada por el dinero, no entenderlo, y entregarlo a varios gerentes de negocios a lo largo de los años, lo que me costó muy caro en muchos niveles”, le dijo a Farnoosh Torabi en un episodio de su podcast “So Money”.

En lugar de tomarse el tiempo para entender sus finanzas, Michaels confió en otros para tomar decisiones en su mejor interés – y le costó “una cantidad extraordinaria de dinero.”

La emprendedora recuerda un incidente con sus impuestos en 2014 donde un contador pagó un porcentaje de los ingresos de Michaels dos veces, lo que le costó “una cantidad obscena de dinero”. También recuerda a sus amigos y compañeros cuestionarle la estructura de su negocio o preguntarle por qué no canceló ciertos gastos; y Michaels no tenía una buena respuesta.

Ahora, ella paga todas sus facturas ella misma. “Todo; cada simple cosa,” dice. “No me importa si me lleva 10 horas a la semana, lo haré todo, me quedaré en medio de la noche y lo haré porque nunca me permitiré perder el control de mis finanzas de nuevo.”

Estar en control puede tomar un largo camino. Michaels admite que el doble control de sus impuestos, obtener una segunda opinión cuando las cosas parecen sospechosas, y tener un papel activo en la gestión de sus finanzas podía haberle hecho ahorra muchísimo.

Lo que se reduce a que el manejo del dinero puede ser abrumador, pero vale la pena tu tiempo descubrir los conceptos básicos y aprender cómo solucionar desperfectos; no importa cuánto dinero tengas en el banco.

lideres“Nada en el mundo puede tomar el lugar de la persistencia. El talento no puede; nada es más común que hombres fracasados con talento. El genio tampoco; el genio no recompensado es casi como un proverbio. La educación tampoco; el mundo está lleno de negligentes educados. La persistencia y la determinación son omnipotentes. El lema de ‘seguir adelante’ ha solucionado y solucionará siempre los problemas de la raza humana.” – Calvin Coolidge.

En el mundo de hoy, los líderes son llamados a crecer, madurar y servir con humildad y determinación. Este es un llamado que va más allá de las habilidades, trata con las cuestiones del corazón, y busca un ferviente compromiso a largo plazo. Principios sólidos pueden hacer la diferencia en como el carácter de los líderes es formado y en el establecimiento de un legado significativo.

La cuestión más apremiante del liderazgo actual se refiere a la necesidad de tener líderes decididos y determinados; es decir, que puedan persistir hasta que la tarea sea alcanzada. Sin embargo, para lograr actuar con determinación, se requiere humildad.

Hay tres elementos claves que se correlacionan y funcionan juntos en la vida de los líderes, y que contribuyen a la formación de su carácter mientras la “determinación” toma lugar en el proceso.

Estos elementos son Propósito, Pasión y Personas; los cuales son explorados a continuación:

Propósito

Es importante saber hacia donde uno va y porque va hacia allá.

Las personas deben ser primero persuadidas por 2 cosas: Lo primero, es reconocer cual es la recompensa que espera tener al final del camino; esto proporciona un incentivo claro e inmediato. Muchas personas no saben porque hacen lo que hacen; y peor aún, lo hacen a conciencia.

Lo segundo, es llegar a reconocer que hemos sido llamados a estar y mantenernos en una carrera en específico; esto proporciona enfoque. Es decir, es importante saber que estamos en el “estadio” correcto y que nuestras habilidades funcionan acorde con la disciplina en la que estamos participando.

Al tener claros estos dos puntos, el entusiasmo o la pasión serán obvios y contribuirán al cumplimiento de nuestro propósito en nuestra generación. John C. Maxwell, el reconocido escritor y conferencista contemporáneo en asuntos de liderazgo, se refiere a esto de la siguiente manera “si hay esperanza en el futuro, hay poder en el presente”. (Maxwell, 1997).

Pasión

El concepto de pasión podría comenzar refiriéndose a palabras como fervor, fuego y celo.

Jim Collins la describe como “resolución feroz”. En su búsqueda para conseguir la respuesta acerca de los factores que hacen que una compañía pase de ser “simplemente buena” a convertirse en una “verdaderamente excelente”, él concibió ideas de gran alcance sobre lo que él llama “Liderazgo de 5to Nivel ” (Collins, J. 2001).

Sus resultados más importantes se refirieron a que los ejecutivos con más poder transformativo poseen una mezcla paradójica de humildad personal y una intensa determinación profesional. Según Collins, esta mezcla en ejecutivos dio lugar en las organizaciones a:

Éxito económico sostenido. Un dólar invertido en un fondo mutual de las compañías “verdaderamente excelentes” en 1965 vino a convertirse en $470 en el 2000-comparado a $56, el valor del mismo en las acciones del mercado en general.

Esfuerzo consistente y a largo plazo que generó un empuje creciente (no ocurrió de la noche a la mañana, o a través de un gran salto)

Alineación de gente disciplinada, pensamiento disciplinado y acciones disciplinadas.

Fuerte determinación a alcanzar éxito en lo que saben hacer mejor.

La habilidad de poder enfrentar la realidad y mantener simultáneamente absoluta fe en que los esfuerzos prevalecerán hasta el final. (Collins, J. 2001)

Personas

El tercer elemento es de gran alcance y tiene que ver con un claro reconocimiento por parte del líder de que el propósito necesita ser logrado con la gente y a través de la gente.

El liderazgo requiere, hoy más que nunca, una profunda comprensión del trabajo en equipo. El desafío más grande hacia la realización plena de este último elemento es una sociedad egocéntrica que ha estimulado a los líderes a que se enfoquen en su desarrollo personal, poniendo en peligro los intereses organizacionales. Se requiere humildad para dejar a un lado los intereses personales, y alinear todos los esfuerzos en ir tras un llamado que este por encima del llamado a alcanzar la grandeza personal.

Los verdaderos líderes deben “fijar sus ojos en el horizonte”, no solo en el “bottom-line” (Bennis, W. 1989); y entender así la necesidad de formar un equipo para alcanzar logros que estén mucho más allá de su propia capacidad.

Determinación en acción

En pocas palabras, los líderes necesitan tener un propósito que logre en ellos una pasión que les permita alinear a las personas de manera adecuada y en la dirección correcta. Como resultado, los líderes lograran el avance de las organizaciones y lograran consolidar el apoyo a cada persona para que logre maximizar su destino.

J.S. Akhwari, el corredor del maratón de Tanzania que quedo en último lugar en las Olimpiadas de 1968 en Ciudad de México, nos da una idea práctica que facilita la comprensión de cómo funciona la “determinación apasionada”. Ningún corredor que ha terminado en último lugar ha quedado tan atrás.

“Se lesionó mientras viajaba y entró al estadio cojeando con la pierna ensangrentada y vendada. Había pasado más de una hora desde que el resto de los corredores terminó la carrera. Sólo quedaban unos cuantos espectadores en las gradas cuando Akhwari terminó de cruzar la meta. Cuando le preguntaron por qué siguió corriendo a pesar del dolor, Akhwari contestó: «Mi país no me envió a México a iniciar la carrera. Me envió a terminarla.»” (ODB, 2003)

Esta increíble actitud de este atleta nos recuerda acerca de lo que significa asumir un compromiso a largo plazo. Él reflejó un profundo sentido de responsabilidad, que fue más allá de sus intereses personales. Asimismo en el mundo moderno de los negocios una transformación de gran alcance es necesaria en el corazón de los líderes, de una forma de pensar egocéntrica a una forma de pensar totalmente dedicada a servir.

Este cambio de paradigma, aunque percibido como de dimensiones sobrenaturales, se esta estableciendo como un poderoso modelo de liderazgo, marcando una pauta visible y llamando la atención de un mundo inmerso en un “activismo diligente”.

Hoy más que nunca, las organizaciones dependen de la(s) persona(s) que esta(n) detrás de ellas dirigiéndolas. El éxito de cualquier emprendimiento o proyecto depende de la capacidad de la persona a cargo. Esta perspectiva impregna a diversas organizaciones incluyendo corporaciones, pymes y organizaciones sin fines de lucro.

El cambio de paradigma desde la persona que sabe “cómo” funciona el negocio hacia la persona “que” mueve el negocio, nunca ha sido tan evidente. Jim Collins, menciona en una entrevista que “la pregunta de “¿quien?” es la más significativa ahora. Pienso en eso siempre que tomo decisiones, si es referido a quién debo emplear o a quién contratar para renovar mi cocina. Todo depende del “quién”. (Leadership Journal, 2003)

El punto es que la cuestión más apremiante detrás del éxito organizacional recae sobre el liderazgo, y es generalmente la credibilidad de los líderes la que mantiene “funcionando” la maquinaria organizacional; pero más importante aun es que esta misma credibilidad es la que inspira a la gente a lograr cosas más allá de sus propias expectativas.

La falta de determinación de parte de los líderes, está dejando un boquete en esta generación; y es por eso que los líderes deben hacer énfasis, hoy más que nunca, en una perspectiva holística (sistémica) y de compromiso para liderar.

Para desempeñar un rol de impacto positivo en la sociedad, se requiere de un modelo de verdadera integridad y que perdure. La realidad ha traído diversas perspectivas en la consolidación del nuevo paradigma del liderazgo; lo cual significa que se requieren líderes con integridad; es decir, que sean buenos en las tablas (ejecución-performance), pero también detrás de cámaras.

Sin embargo, es más importante aun que permanezcan cumpliendo su deber para que comprueben que verdaderamente son dignos de confianza. No se trata solo de comenzar bien, sino también de terminar bien.

Los líderes de hoy requieren de una determinación “sobrenatural” para alcanzar apropiadamente la meta que les ha sido asignada. Un propósito claro en la vida del líder es la clave para alinear a la gente adecuada en la dirección correcta, para lograr avanzar organizaciones a un nuevo nivel, para impactar positivamente a esta generación y para dejar un legado digno.

sabiduria“Detrás de cada cosa hermosa, hay algún tipo de dolor.” – Bob Dylan

En algún momento, te darás cuenta de que vivir la buena vida implica cierta cantidad de necesario dolor, y que hay más sabores de dolor que de helado y café combinado…

Está el pequeño dolor vacío de dejar algo atrás; graduarte, dar el siguiente paso, salir de una situación familiar y segura y entrar en la emoción de lo desconocido. Está el gigante, dolor giratorio de la vida trastornando todos tus grandes planes y expectativas. Están los pequeños dolores agudos de cometer un error y los dolores más oscuros de éxito, cuando no te hace sentir tan bien como pensabas que lo haría.

Están los dolores de la traición. Los dulces dolores de encontrar a otros que son dignos de tu tiempo, darles tu amor, y alegrarte por sus vidas a medida que crecen y aprenden. Está el dolor constante de la empatía que te encoge de hombros para que puedas estar al lado de un amigo o amante herido y ayudarlos a enfrentar sus problemas.

Y en el mejor de los días, están los sutiles, hormigueantes dolores que sientes a través de tu cuerpo cuando te das cuenta de que estás de pie en un momento de dulce perfección, un instante de gran logro, o felicidad, o risa, los cuales al mismo tiempo no puede durar – y sin embargo permanecerán contigo por el resto de tu vida.

Todo el mundo siente dolor, y cuando lo experimentamos solemos decir que estamos teniendo un mal día, porque nos olvidamos de algo importante sobre lo que estamos pasando: El dolor es para los vivos – para aquellos de nosotros que todavía tenemos la oportunidad de toda una vida. Sólo los muertos no lo sienten, porque su tiempo ya está terminado.

Así que con esto en mente, aquí tienes doce maneras inteligentes de convertir todas tus heridas diarias en sabiduría y fortaleza:

1. Admite tu dolor emocional, para así poder tratar con él y curarte.

El dolor emocional es menos dramático que el dolor físico, al menos desde el exterior, pero es más común y también más difícil de soportar que los huesos rotos.

El frecuente intento de ocultar el dolor emocional aumenta la carga. No te hagas eso. Claro, es más fácil decir “me duele la pierna” que decir, “mi corazón está roto”, pero eso no significa que tu corazón necesite menos cuidados que tu pierna. De hecho, es exactamente lo opuesto.

2. Deja ir lo que solía ser y ya no es.

Cuando te das cuenta de que nada de eso es tuyo – que no lo puedes reclamar o ni siquiera mantenerlo hasta el final – y cuando estás dispuesto a dejar ir cualquier cosa que consideres “mío;” repentinamente serás libre.

No hay necesidad de agarrar ni aferrarte. Sin embargo, una de las lecciones más difíciles en la vida es dejar ir – ya sean posesiones, obsesiones, ira, amor o pérdidas.

El cambio nunca es fácil – luchas para aferrarte y luchas para dejar ir. Pero dejar ir es siempre el camino más saludable hacia adelante. Elimina los apegos tóxicos y los pensamientos del pasado. Tienes que liberarte emocionalmente de las cosas que una vez significaron mucho para ti, para así poder ir más allá del pasado y del dolor que te traen.

Una vez más, se necesita de mucho trabajo duro para dejar ir y reorientar tus pensamientos, pero vale la pena cada pedazo de esfuerzo que puedas reunir.

3. Desapégate emocionalmente de tus problemas.

Eres un ser humano que vive y respira, que es infinitamente más complejo que todos tus problemas individuales. Y eso significa que eres más poderoso que ellos – tienes la capacidad de cambiarlos, y de cambiar la manera que sientes sobre ellos.

4. Ve cada desafío como una asignación educativa.

Pregúntate a ti mismo: “¿Qué es lo que esta situación está intentando enseñarme?”

Cada situación en nuestras vidas tiene una lección que enseñarnos. Algunas de estas lecciones incluyen: Ser más fuerte. Comunicarte más claramente. Confiar en tus instintos. Expresar tu amor. Perdonar. Saber cuándo dejar ir. Intentar algo nuevo, aprender algo nuevo, y nunca mirar atrás.

5. Hazte preguntas más positivas.

Si te haces preguntas negativas, obtendrá respuestas negativas. No hay respuestas positivas a “¿Por qué yo?” “¿Por qué no yo?” “¿Y si?”, Etc.

Dejarías que alguien te hiciera las preguntas desmoralizadoras que a veces te haces? Lo dudo. Así que para y cambiarlas por preguntas que te empujen en una dirección positiva. Por ejemplo, “¿Qué puedo hacer en este momento para seguir adelante?”

6. Haz pequeños ajustes a medida que averiguas qué funciona y qué no.

Gran parte de tu vida es resultado de las decisiones que tomas. Si no te gusta alguna parte de tu vida, entonces es hora de empezar a hacer cambios y tomar mejores opciones. Este cambio puede no ser fácil, pero es posible.

Los hábitos que nos mantienen atascados en la vida los hacemos todo el tiempo, día a día. Deshacer estos hábitos toma el mismo camino. Enfócate en las cosas pequeñas que puedas hacer ahora, no en las cosas grandes que no puedes. Estos pequeños cambios diarios se sumarán a resultados enormes al final.

Vivir MejorEn Quora, más de 100 personas respondieron la pregunta “¿Cuáles son los rasgos comunes de las personas altamente inteligentes?”

Algunos usuarios afirmaron saberlo por experiencia personal; otros simplemente dan una educada conjetura.

Como resultado, muchos usuarios dieron respuestas con las que los investigadores estarían de acuerdo.

Sacamos ocho de las respuestas más intrigantes y explicadas por la ciencia – y sólo vamos a decir que nos sentimos mucho más inteligentes ahora.

Esto es lo que aprendimos:

Son altamente adaptables

Varios usuarios Quora notaron que las personas inteligentes son flexibles y capaces de prosperar en diferentes escenarios.

Como escribe Donna M Hammett, las personas inteligentes se adaptan “mostrando lo que se puede hacer independientemente de las complicaciones o restricciones que les hayan impuesto.”

Las recientes investigaciones psicológicas apoyan esta idea. La inteligencia depende de la capacidad de cambiar tus propios comportamientos para poder hacerle frente más eficazmente a tu ambiente, o realizar cambios a los ambientes en los que te encuentras.

Entienden lo mucho que no saben

Las personas más inteligentes son capaces de admitir que no están familiarizados con un concepto en particular. Como escribe Jim Winer, las personas inteligentes “no tienen miedo de decir: ‘No sé.’ Si realmente no lo saben, lo aprenden.”

La observación de Winer está respaldada por un famoso estudio de Justin Kruger y David Dunning, que descubrió que entre menos inteligentes seas, más sobreestimas tus capacidades cognitivas.

En un experimento, por ejemplo, los estudiantes que había sacado menos puntaje en una prueba de la LSAT sobreestimaron su número de preguntas correctas en casi un 50%. Mientras que aquellos que habían sacado los mejores resultados subestimaron su número de preguntas correctas.

Tienen una curiosidad insaciable

Albert Einstein dijo, “No tengo talentos especiales, sólo soy apasionadamente curioso.”

O, como Keyzurbur Alas lo pone, “las personas inteligentes se dejan fascinar por cosas que otros dan por sentado.”

Una investigación publicada en 2016 sugiere que hay una relación entre la inteligencia infantil y la apertura a las experiencias (que abarcan la curiosidad intelectual) en la edad adulta.

Los científicos siguieron a miles de personas nacidas en Reino Unido durante 50 años y descubrieron que los niños de 11 años que habían sacado los más altos puntajes en un test de inteligencia resultaron ser más abiertos a experiencias a los 50s.

Son de mente abierta

Las personas inteligentes no se encierran en sí mismos de las nuevas ideas y oportunidades. Hammett escribe que las ZZZpersonas inteligentes están “dispuestas a aceptar y considerar otros puntos de vista con valor y una mente abierta” y que están “abiertos a soluciones alternativas.”

Los psicólogos dicen que las personas de mente abierta (aquellos que buscan puntos de vista alternativos y valoran las evidencias justamente) tienden a obtener mejores resultados en el SAT y en las pruebas de inteligencia.

Al mismo tiempo, las personas inteligentes son cuidadosas con las ideas y perspectivas que adoptan.

“Una mente inteligente tiene una fuerte aversión a aceptar las cosas por su valor nominal y, por lo tanto, se resisten a creer hasta que se les presente una amplia evidencia,” dice Alas.

Les gusta su propia compañía

Richard señala que las personas altamente inteligentes tienden a ser “muy individualistas.”

Curiosamente, una investigación reciente sugiere que las personas más inteligentes tienden a tener menos satisfacción que la mayoría de las personas con sociabilizar con amigos.

Tienen un alto auto-control

Zoher Ali escribe que las personas inteligentes son capaces de superar los impulsos por “planificar, clarificar metas, explorar estrategias alternativas y considerar las consecuencias antes de que comiencen.”

Los científicos descubrieron una relación entre el auto-control y la inteligencia. En un estudio de 2009, los participantes tuvieron que elegir entre dos recompensas financieras: un pago pequeño pero inmediato o un pago más grande pero en una fecha posterior.

Los resultados mostraron que los participantes que optaron por el pago más grande en una fecha posterior (es decir, los que tenían más autocontrol) por lo general lograron mejores resultados en las pruebas de inteligencia.

Los investigadores del estudio dijeron que un área del cerebro (la corteza prefrontal anterior) podría desempeñar un papel importante en ayudar a la gente a resolver problemas difíciles y demostrar auto-control mientras trabajan para lograr sus metas.

Son muy divertidos

Advita Bihani señala que las personas altamente inteligentes tienden a tener un gran sentido del humor.

Los científicos están de acuerdo. Un estudio encontró que las personas que escribieron dibujos animados más divertidos lograron mejores resultados en las pruebas de inteligencia verbal. Otro estudio encontró que los cómicos profesionales puntuaron más alto que el promedio también en las pruebas de inteligencia verbal.

Son sensibles a las experiencias de otras personas

Las personas inteligentes pueden “casi sentir lo que alguien está pensando/sintiendo,” dice.

Algunos psicólogos sostienen que la empatía, estar en sintonía con las necesidades y los sentimientos de los demás y actuar de manera sensible a esas necesidades, es un componente esencial de la inteligencia emocional.

Los individuos emocionalmente inteligentes están típicamente muy interesados en hablar con gente nueva y aprender sobre ellos.

ser felizParte del secreto que usted tanto busca para ser exitoso está en la personalidad y en el ser humano que es frente a los demás.

No se puede pensar en conseguir unos objetivos pasando por encima de los demás, es más, por más que se le presenten situaciones tormentosas o injustas, no puede comenzar a tener comportamientos deshonestos, como hablar mal del otro, ser prepotente, creer que se está en otro nivel y mirar por encima del hombro o peor aún, mentir, con tal de salirse con la suya.

Además, piense en algo, así como en un largo periodo de tiempo usted creció y consiguió todo lo que una vez quiso, así mismo un día puede pasar que por “X o Y” motivo lo pierda todo. Al igual que en el ajedrez, un descuido lo puede llevar a un “jaque mate”. Es difícil comenzar pero es mucho más difícil mantenerse en la cima, por eso, intente ser sencillo, agradecido, humilde y dado a los demás.

Y si usted es de los que cree en el bien y el mal o la ley de la compensación, es mejor que cuide sus palabras y su comportamiento, para que todo lo que se le devuelva sean cosas buenas y oportunidades positivas para su vida.

Así las cosas, le dejamos una lista con 13 recomendaciones señaladas por Inc.com para que ponga en práctica en su vida diaria como un hábito y logre el éxito que con tanto anhelo a venido buscando, es más, estos consejos más que ayudarlo a hacerse millonario (aunque también es posible) le servirán para tener una vida más tranquila y llena de felicidad, para lo que no va a necesitar ni un solo centavo:

1. Maneje la integridad

No sea de los que profesan pero no aplican, no mire “la paja en el ojo ajeno”, más bien preocúpese por ser correcto en todo lo que haga e identifíquese con el valor que se sienta más cómodo.

2. Es importante “dar”

Se convierte en algo recíproco, cuando usted da, lo más seguro es que reciba. Y no solo nos referimos al dinero, es mucho más valioso ser generoso con el tiempo, un apoyo o simplemente el reconocimiento al otro de que lo hizo bien. Jamás dé algo esperando cosas a cambio, no es muy honesto.

3. Sea agradecido

Solo se es feliz cuando uno le agradece al otro, cuando la persona dice “gracias” le está dando mérito a eso que hicieron por él, está siendo consciente de que el otro es importante y más aún su contribución.

4. Crea en sí mismo

No se de ‘palo’, cuando haga las cosas bien, felicítese. Valore tanto sus esfuerzos como sus resultados, los errores también entran en ese grupo de cosas por las que debe sentirse orgulloso, finalmente significan que aprendió de algo y que lo superó.

5. Valore su alrededor

“Soldado advertido no muere en guerra”, no espere a que de verdad pase algo para que aprenda la lección, aproveche a los seres queridos que tiene al lado, comparta con ellos, visítelos. Aprecie cada momento, no hay nada mejor que una relación sólida con los más llegados, finalmente serán ellos los que siempre estén ahí para usted, hágalos felices.

6. Sea de “palabra”

Si quiere que los demás confíen en usted y lo respeten, cumpla con lo que dice y promete sin necesidad de tener a alguien encima para que responda. Esto es lo que más valoran las demás personas.

7. Comparta lo que sabe

Cuando enseñas lo que amas y compartes lo que sabes, abres los ojos, las mentes y los corazones a una gran cantidad de información que otros no pueden tener, y las recompensas son inmensas.

8. Viva con la conciencia tranquila

No hay nada mejor que vivir sabiendo que no se le debes a nadie nada, que no se tienen enemigos, ni rencores a nadie, eso no solo le evita conflictos, sino también contribuye con su estado de salud mental y físico.

9. Haga lo que le gusta

Ya lo dijo en su momento, el cantautor, escritor y filósofo argentino Facundo Cabral: “el que hace lo que ama está benditamente condenado al éxito, que llegará cuando deba llegar porque lo que debe ser será y llegará naturalmente”.

Así que ya sabe, no pierda su tiempo en cosas que son incómodas para usted más bien trabaje duro en aquello que tanto disfruta hacer.

10. Sea positivo

Todo va en la mente, su poder es increíble, porque cuando usted tiene pensamientos positivos, inconscientemente produce acciones positivas y viceversa. Así que no se queje tanto, deje de fruncir el ceño y cambie de actitud.

11. Sea valiente

Ya sabe lo que dice el viejo adagio: “La fortuna favorece a los valientes” (Virgilio).

El carácter es importante para que no se deje destruir como un castillo de naipes, sea resiliente, afronte las cosas y asúmalas, esto le ayudará a encontrar nuevas oportunidades.

12. Mantenga su personalidad

Sin importar que a los demás no le agrade, sea quien realmente es, diga lo que piensa, exprese sus opiniones sin temor a que estas tengan un rechazo. Créanos, es peor si se pone aparentar lo que no es, porque cuando los demás se dan cuenta, usted solo se convertirá en una burla.

13. Tenga un propósito

Usted solo podrá llegar a cumplir metas, si establece objetivos a corto y largo plazo. Tenga claro qué quiere y para dónde va y no olvide jamás a los demás, recuerde que es muy difícil ser feliz cuando se está solo, porque somos seres sociables por naturaleza.

Robert KiyosakiUn prometedor titular de “The Christian Science Monitor” esta semana decía, “Por qué ser emprendedor es cada vez más popular.”

El artículo hablaba sobre un informe del Kauffman Index of Startup Activity, donde se informaba que 550.000 estadounidenses iniciaban un nuevo negocio cada mes. Eso es parte de una tendencia al alza que se mantuvo durante los últimos años.

Pero, como con todo, el contexto es clave. Kauffman llama a estas empresas “adultos pasando a ser auto-empleados dueños de negocios,” y como el profesor Edward Roberts dice, “Lo que Kauffman está viendo puede de hecho reflejar el pésimo estado de la economía fuera del sector de la innovación. Puede que esté reflejando el movimiento de tantos desempleados o mal-empleados desesperados por crear su propia empresa como el equivalente de un segundo empleo, es decir, para ganar algo de dinero para mantener a sus familias.”

En resumen, gran parte de estas nuevas empresas no son empresas en absoluto. Y las personas que las inician no son emprendedores. Son personas desesperadas que se volvieron dueños de un trabajo para poder sobrevivir.

En esencia, estas personas corrieron e iniciaron un nuevo negocio, pasando de ser empleados a ser auto-empleados moviéndose del cuadrante E al cuadrante A, el lado izquierdo del Cuadrante CASHFLOW.

La diferencia entre ser dueño de un puesto de trabajo y ser dueño de un negocio

El problema es que hay una gran diferencia entre estar en el cuadrante A y ser dueño de un trabajo, y ser un emprendedor en el cuadrante D.

Si bien uno no es necesariamente mejor que el otro, Los negocios tipo A y los negocios tipo D tienen diferentes fortalezas, debilidades, riesgos y recompensas. Muchas personas que quieren iniciar un negocio de tipo D terminan con un negocio de tipo A y quedan estancados en su búsqueda por pasar al lado derecho del Cuadrante CASHFLOW; el lado D para las grandes empresas e I para los inversores.

Muchas personas tratan de pasar del cuadrante A al cuadrante D, pero sólo unos pocos lo logran realmente. ¿Por qué? Porque los conocimientos técnicos y humanos necesarios para tener éxito en cada cuadrante son diferentes. Debes aprender las habilidades y la mentalidad requerida por un cuadrante para poder lograr el verdadero éxito allí.

Habilidades de negocios de Tipo-A Vs. Tipo-D

Si eres dueño de un negocio tipo D, puedes irte de vacaciones un año, volver, y encontrar tu negocio más rentable que cuando lo dejaste. En un negocio tipo A, si te tomas unas vacaciones de un año, no tendrás ningún negocio para cuando vuelvas.

¿Cual es la diferencia?

Poniéndolo simple, un negocio tipo A es un puesto de trabajo. Un negocio tipo D posee un sistema y luego contrata grandes empleados para operar dicho sistema. Es por eso que si un dueño de negocios de tipo D se encuentra de vacaciones, los ingresos igual siguen entrando.

Para tener éxito, el dueño de un negocio tipo D requiere:

• Poseer y controlar un sistema, y
• La capacidad de liderar personas

Para que un A pueda evolucionar a un D, necesita convertir quien es y lo que sabe en un sistema, y muchas personas no son capaces de hacer eso… o a menudo están demasiado apegadas a su sistema autónomo como para alejarse y dejar que otras personas se encarguen.

¿Puedes hacer una mejor hamburguesa que McDonald’s?

Para ilustrar mi punto, compartiré contigo una técnica que utilizo para determinar si alguien es un A o un D cuando me piden consejo sobre cómo iniciar un negocio.

Por lo general, estas personas me dicen que tienen una gran idea para un nuevo producto o idea. Escucho, por lo general durante unos 10 minutos, y dentro de ese tiempo puedo decir dónde está puesto su enfoque, ya sea en un producto o en un sistema. En esos 10 minutos, por lo general escucho palabras como éstas:

• “Este es un producto mucho mejor que el que hace XYZ”.
• “He buscado por todas partes, y nadie más tiene este producto.”
• “Te voy a dar la idea de este producto, lo único que quiero es del 25 por ciento de las ganancias.”
• “He estado trabajando en este producto durante años.”

En este punto, por lo general les pregunto una cosa: “¿Puedes tú personalmente hacer una mejor hamburguesa que McDonalds?” Hasta ahora, todo el mundo me dijo que sí. Todos pueden preparar una hamburguesa mejor.

Entonces les pregunto: ¿Puedes tú personalmente construir un negocio mejor que el de McDonalds?

La hamburguesa Vs. El negocio

Algunas personas ven la diferencia de inmediato… y algunas no. La diferencia marca si una persona está fijada en el lado izquierdo del cuadrante, el lado de los E y A, en el que se enfocan en la idea de una mejor hamburguesa; o en el lado derecho del cuadrante, el lado D e I, en el que se enfocan en el sistema de negocio.

Hago todo lo posible para explicarles que hay un montón de emprendedores que ofrecen mejores productos o servicios, así como hay miles de millones de personas que pueden hacer una mejor hamburguesa que McDonald’s; pero sólo McDonald’s creó un sistema que le sirve a miles de millones de personas.

Si la gente comienza a ver esta verdad, les sugiero visitar un McDonald’s, comprar una hamburguesa, sentarse y observar el sistema que entrega esa hamburguesa. Toma nota de los camiones que entregan la carne, el ganadero que crió la carne, el comprador que la compró, y los anuncios de televisión que la venden. Nota el entrenamiento y a los empleados. Ve la decoración, las oficinas regionales, y toda la corporación. Si pueden comenzar a entender el cuadro completo, entonces tendrán la oportunidad de pasar al lado D-I del cuadrante.

La realidad es que hay ilimitadas nuevas ideas, miles de millones de personas con productos y servicios que ofrecer, y sólo unas pocas que saben cómo construir un sistema de negocio excelente.

habitoMucha gente no hace muchas cosas porque las ve inaccesibles para ellas. No forman parte de su realidad. Y esto sucede porque pasan por alto que un gran éxito no es otra cosa que la suma de muchos pequeños éxitos.

A ningún estudiante se le pasa por la cabeza obtener su licenciatura universitaria en un año, sino que ese título añorado se fragmenta en cuatro años, y a su vez cada uno de ellos se fragmenta en semestres. En cada semestre uno está enfocado en las asignaturas que tiene que aprobar y no en las del semestre siguiente o en las del siguiente año. Y así, poco a poco y peldaño a peldaño, uno va sumando asignaturas que van completando todo el plan académico hasta llevarse el título debajo del brazo.

El actor de cine Will Smith, uno de los personajes incluidos en Aprendiendo de los mejores (Alienta, 9ª edición) decía en cierta ocasión:

«Jamás digas que hay algo que no puedes hacer. No se trata de construir la pared más grande e impresionante de un día para otro. Pon un ladrillo cada vez. Di: ‘voy a poner este ladrillo tan perfectamente como un ladrillo puede ponerse’. Y si lo haces todos los días pronto tendrás una pared grande e impresionante.»

De ello ya hemos hablado aquí muchas veces porque no es otra cosa que aplicar nuestra fórmula:

Poco + Poco = Mucho

O dicho de otra manera: un poco que parece insignificante, más otro poco que parece insignificante, más otro poco que parece insignificante… siempre acaba haciendo una gran diferencia con el paso del tiempo.

Ya sabes lo que decía el escritor uruguayo Eduardo Galeano: «Mucha gente pequeña, en lugares pequeños, haciendo cosas pequeñas, pueden transformar el mundo».

¿Y en qué se basa la fórmula del Poco + Poco = Mucho? En dos cosas:

1. Constancia.

Todos los días debes hacer algo que te conduzca a tu objetivo. La constancia es el fondo de la virtud. Detrás de esos personajes que creemos dotados de grandes talentos por la diosa naturaleza, lo que hay es mucha constancia.

No hay pócimas milagrosas, ni fórmulas especiales. Detrás de cualquier logro grande lo que hay es trabajo duro focalizado en una determinada dirección sin dispersarse. En la fábula, la tortuga le gana la carrera a la liebre, a pesar de que esta última era más rápida.

2. Paciencia.

Debes saber esperar sin desesperarte. Porque no se siembra hoy y se recoge mañana. Y además, entre la siembra y la recogida, a veces hay malas cosechas, periodos de sequía, plagas etc.

Ya sabes lo que decía Santa Teresa: «La paciencia lo alcanza todo»; o George Savile: «Quien es un maestro en paciencia es un maestro en todo»; o un proverbio chino: «Con el tiempo y con paciencia la hoja del moral llega a ser seda».No intentes abarcar demasiado.

El problema de mucha gente es siempre el mismo, querer mucho en poco tiempo, lo que les lleva a empezar con mucha fuerza algo y al poco se desinflan. Son personas ‘gaseosa’. Las personas somos seres de hábitos, y el proceso de cambio debe ser gradual consistente en unas pautas que se basan en ir de menos a más:

— Cuando alguien quiere adelgazar, deja de comer de todo de la noche a la mañana… pero al final no puede aguantar ese ritmo (no está acostumbrado) cede y se da el atracón y recupera su peso (o incluso más).

— Cuando alguien quiere tener un cuerpo diez (y nunca ha hecho deporte), se mete al principio unas buenas palizas en el gimnasio… pero al final deja de ir porque no es sostenible y desiste ya que no tiene el hábito formado.

Lo que se intenta es tan duro respecto al estilo de vida llevado hasta el momento, que los esfuerzos duran poco. Y es que las cosas funcionan de otra manera. Otro personaje conocido de este blog, Jack Canfield (@jackcanfield), autor de Los principios del éxito, escribe:

«Siempre que se disponga a mejorar sus capacidades, cambiar su comportamiento o mejorar su vida, comience por incrementos pequeños. Querer hacer demasiado en poco tiempo sólo conseguirá desanimarlo.»

Hay que evitar a toda costa las experiencias negativas. Si te exiges demasiado desde el primer día, fracasarás y te frustrarás, y ello te llevará a abandonar. Si te marcas metas pequeñas y las cumples, te sentirás bien contigo mismo, y ello te animará a seguir adelante. Pero debes ser constante y tener paciencia.

No te saltes etapas. El éxito es un proceso ¿Sabes qué es lo que ocurre cuando intentas saltarte etapas? Que tienes que volver al principio y empezar de cero otra vez. Por eso tanta gente ha empezado dieta cinco veces; o se ha apuntado al gimnasio las mismas; o ha empezado de nuevo inglés otras tantas.

Como decía Warren Buffett en una ocasión: «No intento saltar vallas de dos metros; busco a mi alrededor escalones de centímetros por los que pueda pasar por encima».

Esto es muy común en el mundo de las finanzas personales. La gente no ahorra porque cree que es muy poco lo que puede ahorrar. Lo que no se dan cuentan que ese poco sumado a lo largo del tiempo acaba haciendo una diferencia. Es el efecto ‘milagroso’ (y geométrico) de la capitalización compuesta, donde al capital inicial se le suman los intereses generados con lo que el capital cada vez va siendo más grande y por tanto también los intereses generados sobre ese capital.

Si una persona invirtiese 100 euros al mes, desde los 20 a los 65 años, con una tasa de rentabilidad anual del 10%, al retirarse tendría 1.118.000 euros.

Esa es la filosofía del binomio constancia-paciencia: hacer un poco cada día y no tener prisa. Thomas J. Stanley y William D. Danko, autores del excelente libro El millonario de la puerta de al lado —el estudio más riguroso sobre millonarios— escriben:

«¿Te has fijado en esa gente que vemos corriendo y entrenándose cada día? Son los únicos tipos que no parecen necesitar correr. Pero están en plena forma gracias a que corren. Quienes tienen mucho dinero trabajan para mantenerse económicamente en forma, pero quienes no están económicamente en forma hacen muy poco por cambiar su condición.»

Las pequeñas cosas acaban convirtiéndose en grandes con el paso del tiempo. El pequeño dolor al que no diste importancia en su día se convierte en una gran enfermedad; los pequeños gastos (café, tabaco, etc) que no controlaste en su momento, acaban suponiendo un montón de dinero cuando uno echa la vista atrás. Y así pasa con todo.

No tengas miedo de ser modesto al principio. Los comienzos son siempre discretos. Lo importante es empezar, dar el primer paso, porque ese primer paso te sitúa por delante que si no hicieses nada, y cada paso que das estás más cerca de tu objetivo.

Muchas veces hemos escrito que una de las claves del éxito es empezar pronto, porque cuanto antes empieces, antes acumularás conocimiento, experiencia, habilidad, dinero, contactos, o lo que sea. Por eso, el tiempo es la variable más importante de la vida, porque cada hora que pasa ya no vuelve, o se aprovecha o se desaprovecha.

El poeta Hesíodo decía: «Si añades un poco a lo poco y lo haces así con frecuencia, pronto llegará a ser mucho».

Y para empezar pronto la clave es decidir cuanto antes dónde quieres llegar, porque cuanto antes decidas donde quieres llegar con claridad, antes podrás dedicar tu tiempo, energía y recursos hacia esa meta. Lo relevante es tener un sentido claro de dirección.

Vivir MejorSi usas alertas en tu teléfono o notas adhesivas en tu escritorio para recordar que debes completar una tarea, los investigadores descubrieron una manera más sencilla, más eficaz para activar tu memoria… e involucra el muñeco de un extraterrestre.

Las alertas de los calendarios, las notas, e incluso el anticuado hilo-alrededor-del-dedo funcionan de vez en cuando, pero no siempre ofrecen el recordatorio en el momento que más lo necesitas, y son tan comunes que son fácilmente pasados por alto o ignorados.

Un nuevo reporte publicado en la revista Psychological Science concluye que usar recordatorios por asociación es un mejor método para recordar.

En un estudio realizado en la Wharton School, se les pidió a los participantes completar una tarea en equipo de una hora de duración. Se les dijo que se haría una donación a un banco de alimentos como resultado de su participación si ellos agarraban un clip de papel cuando recogieran su pago. A un grupo se le dijo que una estatua de elefante estaría sentada en el mostrador donde recogerían sus pagos como recordatorio para agarrar el clip de papel, y al segundo grupo simplemente se les daría las gracias por su participación. Setenta y cuatro por ciento de los estudiantes que vieron la estatua del elefante recordaron tomar el clip de papel, comparado con el 42% de aquellos que no recibieron una señal.

En otro experimento, a los clientes de una tienda de café se les dio un cupón que sería válido dos días más tarde. A algunos clientes se les dijo que el muñeco de un extraterrestre estaría sentado cerca de la caja registradora para recordarles que debían utilizar su cupón. De los clientes a los que se aviso de la señal, el 24% recordaron usar su cupón, mientras que el 17% de los clientes a los que no se les aviso de la señal aprovecharon el descuento.

“Nuestros resultados sugieren que las personas son más propensas a seguir sus buenas intenciones si se les recuerda con señales visibles que aparezcan en el lugar y la hora exacta en que puedan ocurrir”, escribe Todd Rogers, coautor del estudio y profesor asociado de política pública en Harvard Kennedy School.

Cómo usar los recordatorios asociativos en la vida cotidiana

Los recordatorios través de la asociación son una forma eficaz, barata y de bajo esfuerzo para recordar las tareas que tienden a perderse en el ajetreo de la vida diaria. Funcionan porque no tienes que preocuparte por si la tecnología falla, y puedes construir un recordatorio de asociación para el momento correcto, dice Katherine Milkman, coautora del estudio y profesora asociada de operaciones, información, y decisiones en la Wharton School.

“La técnica es especialmente eficaz cuando te estás quedando dormido y de repente recuerdas que hay algo que tienes que hacer al día siguiente,” dice ella. “Tal vez necesitas enviar un cheque por correo. Puedes esperar recordarlo, o puedes crear una señal para ti en tu mente.”

Piense de antemano algo que el día siguiente pueda estar fuera de lo común, sugiere Milkman. Cepillarte los dientes, por ejemplo, es algo que haces todos los días y es menos probable que llame tu atención, pero tal vez haya una fiesta en el trabajo.

“Dite a ti mismo: ‘Cuando vea a todo el mundo ir a la sala de conferencias, recordaré que tengo que enviar por correo el cheque’”, dice Milkman.

Otra forma de utilizar un recordatorio por asociación es poner algo inusual en tu camino. Si bien muchas personas dejan notas, nuestras vidas están a menudo tan desordenadas que es fácil pasar por alto estas cosas o hacer que se mezclen con el fondo. Milkman usa el muñeco del extra-terrestre como su señal.

Tiene que ser algo fuera de lo común, algo que te haga preguntar, ‘¿Por qué diablos esta eso ahí?’” dice. “Atar un recordatorio en tu cerebro a un momento determinado u objeto, disparará tu memoria. Te obligará a pensar y preguntarte: ‘¿De dónde salió eso?’ Cuanto más distintiva sea, mejor funcionará.”

Richard BransonYa sea que estés interesado en comenzar tú propio negocio, mejorar tus habilidades de liderazgo, o simplemente buscas de la inspiración de uno de los más grandes empresarios de nuestro tiempo, el multimillonario Richard Branson tiene las respuestas.

Según el sitio web Business Insider, Richard Branson es el único empresario que ha construido un conglomerado de ocho multimillonarias compañías, en ocho industrias diferentes – y lo hizo sin un título universitario en negocios.

En su libro “Like a Virgin: Secrets They Won’t Teach You at Business School”, Richard escribió:

“Si hubiese continuado con mi educación el tiempo suficiente para aprender la lista convencional de lo que se debe hacer y lo que no a la hora de empezar un negocio, me pregunto a menudo que tan diferente sería mi vida y mi carrera.”

De su nuevo libro, “The Virgin Way: Everything I Know About Leadership” – Aquí están los mejores 23 consejos del magnate para el éxito:

23. No lo hagas si no lo disfrutas

Manejar un negocio toma sudor, sangre y lágrimas (y cafeína jaja..). Pero al final del día, estarás construyendo algo de lo que estarás muy orgulloso.

22. Se VISIBLE

Asegúrate de aparecer en las páginas del frente y no en las páginas traseras. Vas a tener que salir y venderte a ti mismo. Haz el ridículo, haz lo que sea. De otra manera no sobrevivirás.

21. Escoge el nombre de tu MARCA inteligentemente

El nombre único y la marca que su compañía “Virgin Group” emplea es una de las cosas que ha hecho de este conglomerado multinacional todo un éxito. Branson se asegura que el nombre “Virgin” represente el valor, servicio mejorado y un enfoque atractivo con toques frescos.

20. Escucha MÁS. Habla MENOS

“Escucha”, y “cállate”, señala Branson. La única manera de escuchar a otra persona es estando en silencio, sin interrumpirlos o sin planear lo que vas a decir una vez que ellos terminen.

Branson nunca va a ningún sitio sin un cuaderno para escribir las cosas que otras personas te dicen y poder recordarlas. Es su arma de negocios secreta, él dice, ya que te lleva a nuevas ideas de negocios.

19. No podrás manejar un negocio sin tomar riesgos

Uno de los dichos favoritos de Branson cuando aconseja a las personas a tomar riesgos:

“Los valientes a lo mejor no vivirán para siempre – pero los cuidadosos no vivirán del todo.”

Cada negocio conlleva a riesgos. Prepárate para caer, dice Branson, pero el éxito rara vez viene por jugar a lo seguro. Puedes que caigas, pero Branson también señala que: “no hay tal cosa como el fracaso total.”

18. La primera impresión es TODO. Y la segunda TAMBIÉN

La primera impresión que causes en los clientes será posiblemente cuando los adquieras. La primera impresión es extremadamente importante dice Branson, pero la segunda es igualmente de importante.

La segunda vez que un cliente contacta Virgin, es usualmente porque están teniendo problemas con el producto o servicio. La forma como te presentes a ti mismo y cómo representes la marca en estas situaciones dice mucho sobre la forma en que la compañía mantiene buenas relaciones con los clientes y cómo maneja los obstáculos.

17. La perfección es inalcanzable

“Hay un peligro inherente en permitirle a la gente pensar que han perfeccionado algo,” – dice Branson.

“Cuando creen que lo ‘han logrado’, la mayoría de las personas tienden a relajarse y sentarse en sus laureles, mientras muchos otros trabajarán fuertemente para mejorar su trabajo.”

Por esta razón Branson nunca le da a nadie una evaluación 100% perfecta de su trabajo. Él cree que no importa que “tan brillantemente concebido” algo sea, siempre hay una forma de mejorarlo.

16. No puedes hacerlo TODO tú SOLO

El arte de delegar es una de las destrezas más importantes de cualquier empresario. Es imposible hacerlo todo tú mismo, y es imposible ser bueno en todo lo que haces.

Por eso es que Branson recomienda “contratar a personas que sean fuertes en tus debilidades” – personas que pueden rellenar los vacíos y tomar las tareas de tu plato que no son tu fuerte, o que no puedes hacer porque no tienes el tiempo.

15. El cliente siempre tiene la razón… la mayor parte del tiempo

El cliente siempre tiene la razón… a menos que estén equivocados. Las opiniones de los clientes son importantes, pero “no debes construir tú sistema de servicio al cliente sobre la base que tu organización nunca cuestionará los caprichos de tus clientes,” dice Branson.

Se prudente en no dañar las relaciones con clientes o con el personal, con tus políticas de servicio al cliente.

14. Define tu marca

En lo que se refiere a definir tu marca, Branson te aconseja a enfocarte en sólo una cosa: “encontrar nuevas formas de ayudarle a las personas a pasarla bien.”

Aférrate a lo que ya conoces. Promete poco y entrega más. Porque si no defines tu compañía, tus competidores si lo harán.

13. Explora terrenos desconocidos

Traducción en los negocios: Todavía hay muchas cosas que no se han descubierto, inventado o logrado. Explorar áreas desconocidas podría promover nuevas ideas y fomentar la innovación.

12. Tú haces tu propia suerte

No es que Branson no crea en la suerte. Él simplemente cree que es algo que puedes cambiar y manipular simplemente al no tener miedo de fracasar.

“Quien quiera hacer un esfuerzo de trabajar en su suerte puede, y la mejorará grandemente.”

11. Ten cuidado del ambiente “Nosotros vs Ellos”

Un lugar de trabajo debe ser uno en el que el jefe y sus empleados se comuniquen bien y trabajen juntos para alcanzar la misma meta.

Si piensas que podría haber discrepancias o tensión entre los empleados y la gerencia, Branson aconseja chequear con la gerencia intermedia primero para tratar de descubrir la raíz del problema y como afrontarla directamente.

10. Construye una zona de confort corporativa

Los empleados deben sentirse libres y alentados a expresarse abiertamente sin confines rigurosos para que puedan hacer mejor su trabajo y puedan tomar mejores decisiones de alto impacto.

“Se necesita un equipo de trabajo comprometido y motivado para entregar un producto o servicio de primera clase y construir una empresa exitosa y sostenible.”

9. No todas las personas están capacitadas para ser Directores Ejecutivos (CEO)

Un gerente necesita ser alguien quien “saque lo mejor de cada persona”, alguien que se comunique bien con otros y ayude a un empleado a aprender de un error en vez de criticarlo por el error. No todas las personas pueden hacer este tipo de liderazgo bien, y eso está bien.

8. Obtén un MENTOR

Un buen mentor entenderá cómo trabajar contigo y guiarte.

De joven, Branson encontró un mentor en David Beevers, un contador y amigo de sus padres que le enseñó lo básico de contabilidad y le ofreció un enfoque sabio y paciente hacia los negocios, que Branson todavía usa en su propia vida.

“Tomar el mundo por sí sólo es un enfoque admirable pero insensato y lleno de errores.”

7. Busca una segunda opinión y luego una tercera

Debes aprender a escuchar bien para poder tener éxito, y eso significa compartir:

“cada idea que tienes, compártela con un número de personas antes de finalmente decir, ’No vamos a llevarla a cabo’, ó ‘Hagámoslo’.”

Se minucioso e intencional antes de llevar a cabo cualquier decisión. En los negocios, buscar una variedad de opiniones “podría ahorrarte mucho tiempo y dinero,” dice Branson.

6. Rompe vínculos sin romper con todo

Los proyectos empresariales con otra persona, ya sea un amigo o una pareja, no siempre funcionan. Si este es el caso, los exitosos empresarios saben cuando separarse. Pero solo porque decides tomar otra dirección, no significa que las cosas tengan que terminar mal, especialmente con un amigo, dice Branson.

“Maneja cualquier problema rápidamente y directamente, y termina la relación tan amigablemente como sea posible.”

5. Levanta el teléfono

Es maravilloso saber de tecnología, pero no mandes un mensaje de texto o un correo electrónico cuando deberías llamar.

“La calidad de las comunicaciones en los negocios ha empeorado en los últimos años debido a que las personas evitan llamadas telefónicas y reuniones en persona, sólo puedo suponer, en algunos búsqueda, buscar erróneamente la eficiencia,” dice Branson.

4. Siempre escoge ‘Personalidad’ sobre experiencia

Algunas personas tienen facilidad para ciertas tareas, pero las destrezas casi siempre se pueden enseñar. Branson dice que cuando se trata de contratar a alguien, “la clave es enfocarse en la personalidad en vez de cualquier otra cosa que puedas ver en su currículum vitae.”

3. No se debe temer a los cambios, pero deben manejarse bien

“Las compañías no son a prueba de futuro,” dice Branson, y nada dura para siempre. Un empresario debe estar preparado para adaptarse y evitar sentir nostalgia sobre la misma compañía.

2. Cuando cometas errores ¡LEVÁNTATE! – NO te dejes caer

Tu decisión no siempre será la mejor decisión. Todos cometemos errores, pero lo mejor que puedes hacer en cara de un error es afrontarlo. Cuando se comete un error, no dejes que te consuma. Descubre el problema y trabaja en arreglarlo.

1. Se un LÍDER, NO un jefe

La imagen clásica de “el jefe” es un anacronismo. Un jefe ordena, mientras que un líder organiza. Un buen líder es alguien que no solamente ejecuta sus propias ideas, pero también inspira a otros a presentar las de ellos.

crecerHace unos días, y como parte de los muchos emprendedores que buscan comprender de una manera más profunda al mundo, tuve ese gran sentido de urgencia por encontrar contenido de valor que me hiciera sentir nutrida a nivel emocional.

En términos más concisos, estaba en búsqueda de inspiración.

En este punto, y como en ocasiones anteriores, tuve la gran suerte de descubrir una plática de TEDx; TED es una organización sin fines de lucro que comparte, alrededor del mundo, grandes ideas por medio de pláticas que abarcan distintos enfoques y temas.

Esta plática en particular, Dulces son los frutos de la adversidad, impartida por la actriz mexicana Karla Souza (El video está al final), me permitió analizar y sacar mis propias conclusiones acerca de la importancia de confiar en quiénes somos, en lo que hacemos y al lugar al cual deseamos llegar por medio de nuestro trabajo.

Entonces, ¿qué debemos hacer en nuestros momentos de mayor incertidumbre?

Confía

Sí, todos sabemos que el reto del emprendedor es grande, pero algo que solemos olvidar es que mucho recae en nuestra capacidad de creer que somos capaces de alcanzar el éxito. Mantener una actitud optimista nos brinda la capacidad de ver oportunidades en lugares donde otros solo logran visualizar puertas cerradas.

Situación: Tienes una junta con un cliente prospecto el cual, por recomendación, confía en tu empresa. Éste te expone sus necesidades afirmando que cumplir con los requerimientos que solicita puede ser complicado. Ahora, en este momento, y para aquellos negocios que solo buscan cumplir por cumplir, lo más sencillo sería afirmarle al cliente que, en efecto, ejecutar ciertos lineamientos es imposible, pero a diferencia de ellos, tú y tu negocio deben entrar como diferenciador con la confianza de poder ofrecer soluciones con base en la experiencia.

Tan solo piensa en esto, si esta persona se puso en contacto contigo entre, probablemente, muchas otras opciones y tienes la oportunidad de demostrar todo aquello que tu negocio puede ofrecer, ¿qué te detiene? Ganarte la confianza de tus clientes sí depende también de la seguridad con la cual te desenvuelvas ante ellos.

Crea oportunidades

En relación al punto anterior, recordemos lo siguiente: “[…] ver oportunidades en lugares donde otros solo logran visualizar puertas cerradas.”

Crear oportunidades en realidad significa salirnos de nuestra zona de confort, que para este punto sabemos es una constante si deseamos sobrevivir en un mundo lleno de gente emprendedora. Por ello, la mejor manera de hacerlo es atreviéndonos a hacer las cosas de una forma distinta: entablar conversaciones con distintos tipos de personas, acudir a eventos de emprendedores aún sin conocer a nadie, etcétera. Las oportunidades surgen muchas veces de donde menos lo consideramos.

Situación: LinkedIn es una de las mejores herramientas para crear un primer contacto con gente afín a tu área de negocio. A mí en lo particular me sucedió tras recibir una solicitud de una persona del área de comunicación que no conocía.

Su información de contacto me resultó interesante y decidí escribirle ese mismo día; en dicho mensaje le comenté sobre mi experiencia, mi empresa, sus servicios y cómo consideraba que podría resultar interesante trabajar en conjunto. Horas más tarde, recibí un correo con una propuesta de día y hora para vernos.

Mi aprendizaje más grande fue el darme cuenta de que nadie nos limita de crear oportunidades y que no perdemos nada con arriesgarnos.

Recuerda, el no ya lo tienes, ¿qué vas a hacer para obtener el sí?

Enfócate

La vida de un emprendedor se rige, entre muchos otros aspectos, por el cambio. Esto, en ocasiones, nos orilla a resolver situaciones a prueba y error con la finalidad de alcanzar objetivos y metas en concreto, cuando en realidad, y desde un inicio, podríamos utilizar un buen enfoque para obtener de una manera más confiable aquello que deseamos para nosotros y nuestras empresas.

Situación: Al vivir largas jornadas laborales, darnos cuenta de que el trabajo no se termina o no llega, es normal que surja el momento en que nos cuestionemos: “¿por qué estoy haciendo esto?”

Si actualmente te es difícil responder esta pregunta, es probable que tu enfoque no esté claro, que éste haya evolucionado o simplemente que aún sea inexistente. Ahora bien, si notas que tu enfoque actual no está dando resultandos, es válido redirigirlo hacia una nueva dirección que resulte mucho más favorable.

Aprende

Al mantener vivo el deseo por aprender tendencias nuevas sobre tu área de negocio, el mundo, idiomas u otras culturas estás alimentando tu creatividad e incorporando nuevas habilidades a tu vida diaria. Lo habrás escuchado anteriormente, pero es una realidad que en un mundo que está en constante cambio es inevitable no adaptarnos y ofrecer servicios, productos o soluciones que satisfagan lo que el público solicita.

Situación: Obsérvate desde afuera como si tú fueras el cliente. ¿Qué preguntas te harías? ¿Qué dudas te surgirían? ¿Cuáles serían tus requerimientos? ¿Qué esperas del producto o servicio que ofrece tu empresa? ¿Qué está haciendo la competencia? ¿Qué necesitas mejorar? ¿Qué hay de nuevo allá afuera? Adelantarnos a las expectativas o preguntas de un cliente es también una forma de aprender sobre nuestro propio negocio.

cambiar tu mundoDescubrir quién eres y qué quieres, aunque duela. Ahora, sin esperar más.

Hacerte una cabaña con las astillas que llevas clavadas en las arrugas de tu conciencia.

Inventarte una palabra nueva que te sirva de palanca para levantarte cuando te pesa tanto el cuerpo que los párpados se pegan a tus pies.

Coserte el alma a los pies para que te siga cuando el cansancio susurre en tus oídos algunos versos desesperados.

Jurarte amor eterno para cuando las ranas hayan usurpado la identidad a todos los príncipes azules y soñados y descubras que puedes apoyarte en ti.

Tropezar mil veces, pero con piedras distintas para que al menos encuentres la moraleja y el sentido a tus fracasos.

Pasar mil noches en vela escribiendo poemas de amor para un amante inventado, para que surja, para que exista, para que tus palabras atraviesen las paredes y lleguen a un lugar donde alguien espera tener quién le escriba. Y si no aparece, escríbete a ti…

Vestir como la persona que sueñas ser sin esperar a serlo, para que salga de dentro, para que se acostumbre a pasear en tu mundo. Para que tu yo más verdadero salga de la cáscara y se dé cuenta de que merece la pena el esfuerzo.

Tentar la suerte y atreverte a decir eso que callas. A ver qué pasa, a ver qué sucede, a ver si la rutina se escapa por el sumidero y no vuelve.

Buscar la lluvia y mojarse. Que el pelo se te pegue a la cara y la ropa al cuerpo. Soltar el paraguas y chapotear en tu vida hasta quedar agotado.

Reírse aunque no haga gracia. Como ensayo general para una risa verdadera y mágica… Reírse aún cuando nadie se ríe y notas que algunos odian tu risa porque no tienen la suya propia.

Ser feliz con lo puesto. Ahora… Apretar a tus neuronas hasta ver el lado amable de las garras que te sujetan la garganta… Descubrir que tal vez son imaginarias y llevas tiempo amarrado a fantasma que no existe por un temor estúpido.

Amar tus torpezas y besar tus debilidades… Airear tus defectos y ver que en realidad son mapas que seguir hasta encontrar tesoros ocultos.

Perder el tren y llegar tarde a la rutina. Vencer la inercia y empezar a moverse hacia otro lado, para llevar la contraria… Para hacer gimnasia con tu impertinencia y conseguir que no se te olvide que puedes decir que no, cuando no quieres algo y que puedes tener sueños inabarcables, aunque tu cuerpo sea muy pequeño.

Saber que amas y no ocultarlo, aunque no te corresponda más que el viento. Guardar esos besos y abrazos imaginarios hasta encontrar a quién los merezca. No malbaratarlos con amores mediocres ni amantes menores… Reconocer lo auténtico, lo sublime… Y entonces destapar el tarro de caricias dormidas que buscan piel y roce sin cordura ni sensatez. Para que no te quede un pedazo de cariño por dar a quién realmente sabe bucear en tus miserias sin salir corriendo.

Encontrar un recuerdo hermoso. O dos. Atraparlos para tenerlos a mano, para cuando el sol se atenúe y todas las puertas de la compresión estén cerradas…

Imaginarte tomando café en una plaza, en algún lugar del mundo, mientras la gente pasa y sonríe… Mientras tú sonríes por dentro con ansia y sabes que no vas a parar hasta viajar a ese momento.

Hacer en línea recta lo que siempre haces con rodeos… Buscarle las curvas a los atajos que siempre tomas para no encontrarte con tus demonios ni recordar tus miedos.

Borrar de tu lista el número de teléfono de aquellas personas que no te respetan.

Demoler todos tus escondites y soltar todos los amarres a ese pasado pegajoso donde habitan tus culpas y tus complejos.

Ser ferozmente ambicioso con tus sueños y estar dispuesto a dejarte la piel por acariciarlos…

Huir de todo aquello que suene a excusa, que huela a rancio, que parezca gastado y te ayude a quedarte en la burbuja. Romper la burbuja y notar el frío y saber que estás vivo. Alejarte de los decorados y pisar la vida real.

Fabricarte una manta inmensa e imaginaria. Para el frío, para el sueño, para el desamor y las noches eternas. Para compartirla y dejarla guardada si crees que corres el riesgo de esconderte en ella y podrías perderte algo hermoso.

Desafiar las leyes de la gravedad y volar, con el pensamiento, con las ganas de salir del círculo vicioso, con la emoción de saber que pase lo que pase sabrás encontrarte los pies para seguir caminando

Dejar de pensar qué piensan los demás, dejar de meternos en sus cabezas para adivinar como nos ven desde su mirada distorsionada…

Dejar de convivir con ese enemigo que llevas dentro y que es tan cruel contigo mismo. Quererte sin tregua ni prejuicio… Mirarte con ojos tiernos…

Encontrar un hueco para detenerse a pensar… En una muralla cercana, en una calle estrecha, en un rincón perdido, en una cima solitaria o en ese zona de tu cerebro donde habitan las emociones y todo se decide a golpe de sensación.

Cambiar de camino ahora, sin esperar a llegar a casa para dibujar un nuevo itinerario, sin saber qué esconden sus esquinas, sin mirar a los lados esperando al aprobación de nadie.

Decir algo que hace mucho que callas y ya no soportas mantener guardado porque te quema.

Hacer lo que no harías nunca, pero deseas desesperadamente.

Dibujar una ventana a tu nueva vida en una pared blanca y saltar por ella a ti mismo… A ver quién te recibe.

 

 

 

Subir »
FB